Un Koenigsegg Agera S se estrella durante sus pruebas en Suecia

Afortunadamente parece que el error se podrá subsanar.

Accidente Koenigsegg Agera S

El accidente de un Koenigsegg Agera siempre hace sonar las alarmas, pero cuando hemos visto la primera foto nos hemos asustado: ¿había tenido un accidente el brutal Koenigsegg Agera RS Gryphon? Sin duda, se parecía mucho: acabado en fibra de carbono con detalles en dorado. Este deportivo fue entregado durante el pasado Salón de Ginebra 2017 a Manny Khoshbyn, un conocido coleccionista norteamericano que cuenta en su colección, entre otros, con este McLaren P1 con carrocería de fibra de carbono camaleónica.

No te lo pierdas: Koenigsegg Agera RS1, ¡nuevo one-off para Nueva York!

Pero ante el aluvión de rumores, Koenigsegg ha decidido calmar a las masas y confirmar que NO se trata del Koenigsegg Agera RS Gryphon sino que es un ejemplar diferente, concretamente un Koenigsegg Agera S con una combinación de colores muy similar y que parece que también está dedicado a venderse en EEUU, ya que el accidente ha tenido lugar en la zona de pruebas que NEVS, actual propietaria de Saab, tiene en Suecia y donde Koenigsegg desarrolla la puesta a punto y consigue los datos necesarios para homologar los coches en Estados Unidos.

 

 

No se saben todavía las causas de este accidente, afortunadamente mucho menos grave que el accidente del Koenigsegg Agera One:1 en Nürburgring, pero no parece que sea ningún problema mecánico: al parecer, el firme estaba húmedo y el piloto perdió el control del bólido, terminando en la cuneta.

La marca no ha dado muchos más detalles pero parece evidente que el coche se podrá reparar sin ningún problema, ya que no sea aprecian daños importantes: eso sí, tratar impactos con la fibra de carbono de por medio nunca es barato y seguro que la broma va a estar a la altura de los más de dos millones de euros que cuesta el juguete.

Tags

  • Koenigsegg
  • Accidente

Lecturas recomendadas