Audi RS: no habrá versión híbrida del hiperdeportivo. Todavía

No todavía, en cualquier caso. El jefe de Audi Sport, Stephan Winkelmann, nos habla de híbridos y vueltas en Nürburgring.

Imagen de perfil de Redacción Top Gear
Posible Audi RS híbrido (I)

Texto: Stephen Dobie

“Un hiperdeportivo híbrido sería perfecto”. Así lo afirma Stephan Winkelmann, anterior jefe de Lamborghini y ahora mandamás de Audi Sport, también conocida como la marca que fabrica el R8 y cualquier cosa con el logo RS. Aunque aquí dejó entrever que sí. Cielos, qué lío.

“Si hablamos de ideas, tenemos un montón. Si hablamos de dinero, debemos pensarlo dos veces. Creo que nuestra prioridad es contar con una gama sólida. Si lo hacemos, lo hacemos bien. Y si no tenemos nada nuevo que decir, entonces veremos. Quizá nos saltemos ese paso”, añade.

Posible Audi RS híbrido (II)

Así que un rival para el hiperdeportivo de Mercedes-AMG no es algo que vayamos a ver pronto en Audi, por desgracia. De hecho, Winkelmann se está tomando su tiempo para introducir la tecnología híbrida en los modelos RS, aunque sea algo inevitable para los vehículos grandes de altas prestaciones en los próximos años.

“La legislación nos lleva en una dirección. Estamos en medio de una revolución y ahora mismo nos quedaremos cortos hagamos lo que hagamos. Hoy en día, los coches híbridos no dan la autonomía que quiero y limitan la actuación del modelo si no pones un turbo. Pero eso no te ayuda con las emisiones de CO2. Debemos ver qué es lo correcto; me encantaría contar con una ligera hibridación, ‘ligera’ en términos de peso”, comenta.

Nos cuenta que Lamborghini le suponía dolores de cabeza diarios y que el desafío en Audi es aún mayor, dado que el fabricante es más grande. También compara el cambio de la gasolina a los híbridos con la transición de los motores de aspiración a los turbo, un proceso que llevó más tiempo en los RS que en los BMW M o en los Mercedes-AMG.

Mientras tanto, llega una gran ofensiva a la gama RS, con ocho nuevos modelos en los próximos dos años, incluidas variantes del R8. Podemos esperar un V10 Plus Spyder entre ellas, pero Winkelmann no da más pistas. Aparte de otros SUV, con un RS Q8 como candidato más probable.

“Tendremos más crossover, eso es seguro. Pero deberíamos dejar de hacer otras cosas, ya que, siendo una marca pequeña, hemos de dar a los inversores lo que necesitan; siempre hay que tener eso en mente. Hay que poner cada euro en el coche adecuado”, continúa.

Así que más SUV podría significar el fin de otros modelos RS, aunque Winkelmann no dice cuáles. Se ha desvelado el Audi RS5 (está entre los coches de 2017) y los RS4 y RS6 son clave, así que sospechamos que el RS7 sería uno de los vehículos más vulnerables. Veremos.

Mientras tanto, Lamborghini, la anterior empresa del directivo, ha estado acaparando titulares con su vuelta récord a Nürburgring. “Me sentí muy orgulloso de ellos; ¡6:51 es un crono brutal!”, sonríe.

¿Cualquier rivalidad entre las marcas que pueda hacerle llevar un RS al Infierno Verde? Um, nop. “El posicionamiento de RS es el de un coche de altas prestaciones, pero, predominantemente, se trata de un vehículo que va de A a B de forma diaria. Así que ha de ser confortable, apto para el día a día… no uno diseñado para marcar tiempos por vuelta”, nos dice.

Así que no habrá un hiperdeportivo ni récords en Nürburgring. Pero podemos dormir tranquilos, ya que los Audi RS no serán aburridos. Echa un vistazo al nuevo RS3, por ejemplo. Ya de paso, Winkelmann confirma que será el RS más pequeño que veamos en el futuro. Así que nos tememos que no habrá un Audi RS1…

Lecturas recomendadas