¿Por qué se devalúan tanto los Ferrari con motor V12?

En proporción se devalúan más que los Ferrari V8. ¿Por qué?

Ferrari 599 HTGE en Fiorano

En las últimas subastas y analizando el mercado hemos visto como algunos Ferrari con motor V12 se quedaban con precios bajos o incluso se quedaban sin compradores. Coches espectaculares como el Ferrari 599 GTB o el Ferrari 612 Scaglietti se presentan como los Ferrari con una mayor devaluación en el mercado de segunda mano teniendo en cuenta su precio original y la antigüedad del modelo. ¿Por qué? La cuestión es compleja y son varios los factores que intervienen para explicar esta curiosa tendencia. ¡Vamos a analizarlo!

 

Mantenimiento

Analizar el comportamiento de precios en Ferrari es algo complejo y entra en materia elementos tan poco tangibles como los sentimientos, las modas o la percepción por la gente. Por ejemplo: hace unos años un Ferrari 348 era un Ferrari económico, en los últimos años ya han empezado a revalorizarse. No obstante, un factor importante a la hora de entender la evolución de precios de un Ferrari V12 respecto a un Ferrari V8 es el mantenimiento, bastante más caro en los V12 y que todavía es más evidente en los Ferrari de hace unos años. Hoy los Ferrari con motor V12 son fiables e incluso relativamente baratos de mantener, pero hace un tiempo la cosa era muy diferente y el mantenimiento de un Ferrari 599 GTB era más caro que el del un Ferrari F430.

 

 

Por supuesto la fiabilidad también es algo a tener en cuenta en según qué Ferrari, como por ejemplo en el 612 Scaglietti, con numerosos fallos eléctricos. Esto afecta al precio y es normal que algunos coches considerados como delicados tengan precios más bajos de lo que debería ser normal.

 

Rojo y con motor trasero

Otro factor importante es el de la imagen. Si tu preguntas a un ingeniero de barra de bar cómo debe ser un Ferrari probablemente te conteste: rojo, bajo, con el motor detrás de los asientos y que hace mucho ruido. Esa es la concepción que mucha gente tiene de un Ferrari y probablemente un coupé de lujo con motor delantero no sea lo que muchos esperan de un Ferrari. 

 

Oferta y demanda

Pese a que los Ferrari con motor V12 son más escasos que los Ferrari con motor V8, esto no implica que los precios bajen más en los modelos más populares. Por ejemplo, un Ferrari F430 nuevo costaba en torno a 180.000 euros. Hoy están en torno a 90.000 euros, más o menos la mitad. Un Ferrari 599 rondaba los 300.000 euros, mientras que a día de hoy se encuentran por unos 120.000 euros, siendo además un modelo mucho más escaso y, por ende, exclusivo. Esto es algo que no cuadra con lo que debería ser un mercado lógico.

 

Cada mercado es un mundo

También hay que entender que los Ferrari no se comportan igual en cada mercado: por ejemplo, en EEUU los Ferrari de segunda mano, por lo general, están a un precio mucho más caro que en Europa, por lo que si observas las subastas en EEUU es más fácil que encuentres precios más caros que en las subastas europeas. No obstante, la relación de precios entre los V8 y los V12 son parecidas en muchos modelos, con excepciones como el Ferrari 612 Scaglietti que comentaba algo, con precios que están incluso más bajos que los de un F430 de la misma época con motor V8.

 

Viejo o clásico

 

 

Esta es otra cosa importante para determinar un precio en un Ferrari: hay Ferraris viejos y Ferraris clásicos. En cuestión años, un Ferrari que pase de viejo a clásico puede aumentar de valor de manera exagerada y aquí no hablamos de cosas objetivas, hablamos de sentimientos, de sensaciones: Por ejemplo, hace unos años un Ferrari F355 no costaba nada, los podías tener por 40.000 euros. Hoy ya hay ejemplares que superan los 80, 90 e incluso los 100.000 euros. Pero eso también ocurre con los Ferrari con motor V12, como por ejemplo un Ferrari 512TR, hijo del Ferrari Testarossa, que se han llegado a vender por menos de 75.000 euros hace menos de cinco años y hoy ya no se encuentran por menos de 150.000 euros. 

 

Ferrari es Ferrari

Pero al final a la hora de marcar los precios en una marca como Ferrari los factores que intervienen son tantos y tan variados que es difícil buscar una correlación evidente. Está claro que el mantenimiento y la imagen de un Ferrari con motor V12 respecto a un Ferrari con motor V8 es una desventaja y algo que interviene en la depreciación, pero hay muchos más factores detrás que pueden provocar excepciones y cosas que parecen tener poca lógica de primeras, como lo que comentaba en el párrafo superior.

Los precios en Ferrari son un mundo y no siempre se pueden aplicar los mismos valores de lógica y sensatez que puedes aplicar a un Volkswagen Golf. Lo que parece claro es que los Ferrari con motor V12 delante tienden a devaluarse más que los Ferrari con motor V8 trasero, y dos son las explicaciones más plausibles para ese comportamiento: mantenimiento e imagen. 
 

Tags

  • ferrari

Lecturas recomendadas