¡Otro Ferrari único! Este es el Ferrari 458 MM Speciale

Tener un Ferrari es propio de la plebe. Lo suyo es tener un Ferrari diseñado y fabricado en exclusiva para ti. ¡Eso sí que mola!

Ver galería

El Ferrari 458 MM Speciale es el nuevo proyecto one-off que la marca de Maranello nos acaba de presentar. Se trata de un encargo especial de un cliente británico, que quería tener en su garaje un Ferrari único, exclusivo, del que no hay otro igual en el mundo. El culmen de la exclusividad.

Te interesa: Los coches de carreras favoritos de Top Gear: Ferrari 512 S (y M)

Posiblemente cuando hayas leído el nombre del coche has visto algo que te ha chirriado un poco la vista: ¿458? Sí, efectivamente, has leído bien. Este ejemplar no está basado en el nuevo Ferrari 488 GTB sino en el más radical y explosivo Ferrari 458 Speciale.

Y es que el objetivo de este coche es tener un chasis tremendamente efectivo y radical sobre una carrocería que combina agresividad y elegancia a partes iguales. Los cambios de este one-off son muy importantes, tanto que parece un coche completamente nuevo. Eso sí, antes de entrar en detalles, deja que te diga que mecánicamente, el maravilloso V8 atmosférico de 4,5 litros que movía al Speciale se mantiene sin aditivos, produciendo 605 CV.

Ahora sí, estéticamente los cambios afectan a todos los detalles del coche: algunos se inspiran en Ferraris del pasado, otros han salido completamente de la cabeza del acaudalado propietario. El área de cristal se ha trabajado mucho y se ha buscado combinar de tal manera que todo se vea como si fuese una única pieza, con los pilares A pintados en negro para enfatizar esa sensación: no, no eres el único que en la vista lateral esta zona te recuerda a la de un Lotus Evora o un Koenigsegg.

Ver galería

El frontal es posiblemente lo que menos cambia, aunque el paragolpes y el capó se han rediseñado por completo. Ahora las líneas son más rectas y las tomas de aire frontales toman las formas de un rectángulo perfecto. El capó cuenta con dos grandes tomas de aire así como el comienzo de la bandera de Italia, que recorre el coche de punta a punta.

La parte trasera del Ferrari 458 MM Speciale me parece la más interesante: se inspira en el Ferrari 488 en la zona de los faros pero el espectacular difusor trasero con la doble salida de escape central del Speciale le dota de una imagen poderosa. La línea negra que atraviesa la trasera ayuda a incrementar esa sensación de anchura. ¡Tremendo!

Para la combinación de colores, el dueño ha optado por una muy clásica: Bianco Italia (blanco) con el interior Cioccolato, es decir, un marrón muy oscuro. Un Ferrari único y muy especial que alguien lucirá orgulloso en su garaje. Eso sí, el precio de tener un Ferrari fabricado en exclusiva es alto, muy alto. No han dado detalles del precio, pero teniendo en cuenta proyectos similares anteriores, la cifra puede superar fácilmente los tres millones de euros.

Tags

  • ferrari
  • Ferrari Special Projects
  • One-off