El primer Maserati eléctrico será diferente a todo lo que conoces (o eso dicen)

Desde la marca italiana aseguran que su primer coche eléctrico no se parecerá a lo que hasta ahora hay en el mercado. ¿Tiene que preocuparse Tesla?

Ver galería

La marca italiana ha confirmado que están trabajando en el que será el primer Maserati eléctrico que se mostrará antes del año 2020. A diferencia de otras marcas de automóviles de lujo, Maserati no ve en Tesla un rival al que quitar las ventas. La casa del tridente quiere construir algo diferente para destacar y trabaja en un modelo más cercano al coupé GranTurismo que al Quattroporte.

En palabras de Roberto Fedeli, director técnico de la marca, “el desafío es hacer una máquina que sea excitante de conducir, que tenga una aceleración de vértigo y un aspecto emocionante”. Sin embargo, no será fácil compaginar ese afán deportivo con el peso de las baterías de iones de litio.

Este alto cargo de Maserati ha sido el elegido por el grupo FCA para llevar a cabo el proyecto del primer Maserati eléctrico de la historia, que debe llegar cuanto antes. Dice Fedeli que “uno de los mayores desafíos es crear un coche eléctrico con el ADN de la marca. Esto supone un diseño elegante a la par que deportivo y unas prestaciones de infarto”.

No te pierdas: Prueba del nuevo Maserati Ghibli 2016

El diseño de los coches eléctricos es más complicado de lo que parece, puesto que una de las señas de identidad de muchos vehículos son la parrilla frontal y las tomas de admisión de aire y, en este tipo de coches no hace falta refrigeración para el vano del motor y su mecánica, con lo que la parrilla se pierde.

En su lugar se plantea una superficie lisa, que en el mejor de los casos se decora de maneras alternativas. Quizá a ciertos fabricantes no les afecte demasiado, pero Maserati tiene en su parrilla frontal una de las claves de su característico diseño. Y éste es uno de los puntos en los que probablemente, Maserati quiere sorprender con su primer coche eléctrico.

Luchar de tú a tú con Tesla será complicado, por eso preparan “algo diferente“. Algo que permita disfrutar de todo el lujo y clase de la marca italiana, pero que también suponga acceder a unas prestaciones dinámicas elevadas.

Según el Sr Fedeli, a día de hoy un coche eléctrico puede acelerar hasta los 100 km/h en menos de tres segundos, pero ahí se termina todo. Luego es incapaz de ofrecer elevados niveles de prestaciones por la limitación de las propias baterías, y el peso del conjunto.

Habrá que seguir con atención la evolución del primer coche eléctrico de Maserati.

Ver galería

Tags

  • Maserati
  • Coches Eléctricos
  • Tesla