Tenía prisa y terminó con su flamante BMW a dos ruedas

¡Hay que ser burro!

Accidente BMW mediana dos ruedas locura imprudencia

Las prisas nunca son buenas, pero si encima estás al volante de un coche, mucho menos. Tras ver el vídeo del accidente de este BMW lo entenderás mucho mejor y seguramente tu pensamiento sea el mismo que el mío: ¡hay que ser burro! Y es que lo bueno de las 'dashcam' es poder ver accidentes con una claridad que hace años sería una broma y de esta manera saber lo que NO hay que hacer. 

 

 

Y el resultado de las prisas puede suponer terminar con tu BMW sobre dos ruedas. Sí amigos, en una posición para la que ningún coche puede estar preparado. En este incidente, que tuvo lugar en Albany, Nueva York, se puede apreciar como el conductor del BMW se impacienta detrás del conductor que está grabando las imágenes. Un autobús escolar hace que la comitiva todavía sea más lenta, algo que provoca un cruce en el cableado del cerebro del conductor protagonista.

Te interesa: ni el piloto automático no se equivoca: otro accidente de un Tesla Model X

¿Qué hizo al respecto? Pues muy sencillo: ponerse a adelantar por la derecha y por el exterior del coche, sin poder ver lo que tenía frente a él. No resulta una idea muy elocuente y el resultado es nefasto para él pero seguro que brillante para el resto de protagonistas: ¿dónde quería ir? Sin poder evitarlo por la velocidad y por lo rápido que pasa todo, termina chocando contra la mediana e irremediablemente se sube a ella con las ruedas de la derecha. 

 

Ver galería

 

No creo que los daños en el coche sean graves, pero te aseguro que sí lo será la humillación que debió sentir en ese mismo momento: ¡me hubiese gustado escuchar su argumentación de una manera más clara! En cualquier caso, sirve para darnos cuenta que las prisas no son buenas y un claro ejemplo de lo que no debemos hacer si queremos ser buenos conductores. ¡Tomad nota!

 

Tags

  • Accidente
  • BMW