BMW, Daimler, Ford y Volkswagen se alían para crear una red de cargadores eléctricos

El objetivo es evidente: hacer viable el uso de vehículos eléctricos.

Ver galería

Esta noticia parece poca cosa, pero podría ser la más importante de la década: BMW, Daimler, Ford y Grupo Volkswagen van a crear una red de supercargadores en varias autopistas europeas con un objetivo claro y evidente: popularizar el vehículo eléctrico. De esta manera, dan un peso importante para dar luz verde a su estrategia de futuro, creando gamas de coches eléctricos y favoreciendo, de paso, la imagen ‘verde’ de estas compañías.

Te interesa: los 7 coches eléctricos con más autonomía del mercado

No obstante, crear una red de cargadores resulta fundamental para dar viabilidad a los vehículos eléctricos y conseguir que la autonomía deje de ser un problema fundamental a la hora de adquirir un vehículo de estas características. BMW ya ha dado el salto a la tecnología eléctrica con el BMW i3 y el plan es seguir aumentando la gama BMW i con la llegada de un nuevo concepto eléctrico y autónomo a finales de década. El Grupo Volkswagen también apostará muy fuerte por este segmento, con la llegada del Audi e-tron quattro o el Porsche Mission E, además de un futuro compacto eléctrico de Volkswagen.

El Mercedes Generation EQ será la punta de lanza de los coches eléctricos de Mercedes, pero en los próximos años esta aumentará considerablemente, mejorando la oferta que actualmente proporciona con el Mercedes Clase B eléctrico. Ford tampoco se quedará atrás en la pugna por los vehículos eléctricos e híbridos enchufables. El objetivo de estos cuatro gigantes del motor es crear una red de supercargadores por toda Europa, con potencia de más de 350 kW. El plan es crear más de 1.000 puntos de carga, especialmente en las autopistas más concurridas.

 

Ver galería

 

“Esta Joint Venture es un reflejo de que la competitividad no tiene porque ser siempre mala y que combinando las fuerzas se puede conseguir impulsar la electrificación de los coches.” Comentaba Harald Krüger, CEO de BMW. “La instalación de puntos de carga permitirá realizar largos viajes con vehículos eléctricos y por primera vez podrán ser viables y ser una opción real para miles de conductores.” Afirmaba el CEO de Mercedes, el Dr. Dieter Zetsche.

“Una red de carga rápida y fiable será importante para que los consumidores se adapten y puedan disfrutar de las posibilidades que ofrece esta tecnología.” Comentaba Mark Fields, mandamás de Ford. Sin duda, esta unión de fuerzas entre cuatro gigantes del motor pone sobre la mesa la intención de ir electrificando poco a poco el parque automovilístico en Europa. Si los gobiernos apoyan también la creación de una red europea de supercargadores, será difícil no sucumbir a los beneficios que ofrecen este tipo de vehículos. Sinceramente, creo que es una buena noticia.

 

Tags

  • Coches Eléctricos
  • BMW
  • ford
  • Mercedes
  • Volkswagen