Los 9 coches deportivos más extremos solo para circuito

Los 9 coches deportivos más extremos solo para circuito: Porsche 935

Auténticas bestias con ruedas

Deportivos hay muchos, pero existen ejemplares que tratan de superar todos los límites cuando son llevados a una pista de carreras. Prácticamente, son modelos de competición con matrícula y hoy os traemos varios ejemplos. Estos son los 9 coches deportivos más extremos solo para circuito.

Te interesa: Los 13 deportivos que crearán tendencia en 2022

Texto original de Ollie Kew

Ferrari FXX K Evo 

Ferrari FXX K Evo

El programa 'XX' de Ferrari realmente inició todo eso de 'aquí hay un superdeportivo en el que no puedes competir, no puedes conducir en carretera y que te costará una gran cantidad de dinero’. El FXX era un Enzo llevado a la estupidez y luego tuvimos el 599 XX, que era una especie de cruce entre un V12 con motor delantero y un Batmóvil. 

El FXX K -la K es de KERS- parecía haber alcanzado el cénit de la locura de Ferrari al despojar a un LaFerrari de la sensibilidad de la carretera y aumentar su potencia a 1.050 CV. Generaba 540 kg de carga aerodinámica a 200 km/h, ya que es uno de los coches con más downforce. Eso sí, la versión 'Evo' tenía un paquete aerodinámico con un 23 % más de carga aerodinámica, siendo 90 kg más ligero.

Aston Martin Valkyrie AMR Pro

Aston Martin Valkyrie AMR Pro

Aston Martin, como Ferrari, ha producido hipercoches exclusivos para pista con motor delantero y central. Estaba el Vulcan, que era una mezcla de un One-77 y un misil; y luego está esto: la versión solo para pista del Valkyrie, que se supone que es un coche de F1 para la carretera. 

El AMR Pro tiene un paquete aerodinámico más extremo que el del Valkyrie normal y no mantiene el sistema híbrido. Solo lo impulsa un motor Cosworth V12 con 1.100 CV capaz de alcanzar 11.000 rpm. Se construirán 40, los cuales llevarán suspensión y frenos de carbono. Ah, y Aston Martin dice que puede hacer tiempos de vuelta comparables a los LMP1 recientes…

McLaren Senna GTR

McLaren Senna GTR LM

El McLaren F1 GTR era la versión de carreras de aquel triplaza capaz de llegar a 387 km/h. Sin embargo, Woking revivió más tarde esas las iniciales en una versión solo para pista del P1, así como las trajo de vuelta otra vez más para hacer una evolución aún más rápida y furiosa del Senna, enfocada para los circuitos. 

Extrañamente, el Senna GTR en realidad se ve mejor que la versión de calle. No es necesario cumplir leyes de choque o que se pueda aparcar, por lo que McLaren se volvió loco con él. Era 225 mm más largo que el Senna, montaba neumáticos lisos y su carga aerodinámica aumentó de 800 kg a una tonelada. Solo se construyeron 75 unidades.

Pagani Huayra R

Pagani Huayra R

El sucesor del Zonda de Pagani, el Huayra, tenía el diseño de joya y la locura de su predecesor. Sin embargo, el motor V12 biturbo nunca hizo temblar los oídos como lo hacía el viejo V12 de aspiración natural. ¿La respuesta de Pagani? Meter atrás un nuevo V12 de 6 litros sin turbo de los fabricantes de competición HAW AG. 

Genera 850 CV, suena como un viejo F1 y su carrocería generará en teoría 1.000 kg de carga aerodinámica a 320 km/h. Nos ofrecemos como voluntarios para medir eso… Aunque solo se construirán 30, a 2,6 millones de euros cada uno. 

Brabham BT62

Brabham BT62 Competition

A diferencia de la mayoría de los coches hiperexóticos con chasis tubular de carbono de esta lista, el Brabham es de la vieja escuela. Su chasis es un spaceframe de acero y el motor es un estridente V8 de aspiración natural con 710 CV.

Aparentemente, genera una colosal carga aerodinámica de 1.200 kg a solo 200 km/h, lo que significa que podrías conducir por el techo cuando uno de los multimillonarios más creativos del mundo finalmente se decida a construir una pista de prueba al revés en la que podamos verificarlo.

GMA T50S Niki Lauda

GMA T50S Niki Lauda

Dice mucho sobre la actitud de Gordon Murray que la versión solo para pista de su ‘fancar’ T50 generara tanta carga aerodinámica al principio, que GMA tuvo que reducirla un poco para que los simples mortales pudieran conducirlo. Era de esperar, ya que el coche en realidad puede generar 1.900 kg de sustentación negativa…

Esto es así a su salida de ventilador y a su enorme combinación de alerón/splitter, pero Gordon insistió en que la carga se redujo a 1.500 kg porque "era esencial para mí que el T50S Niki Lauda fuera fácil de manejar y disfrutar". Además de esto, los 25 coches existentes montan un motor Cosworth V12 con unos gloriosos 735 CV.

Lamborghini Essenza SCV12

Lamborghini Essenza SCV12

Resulta que tienes muchas opciones en este momento si buscas una bestia veloz solo para circuito impulsada por un V12 que suena como una tienda de violines golpeada por un tornado. Aquí está la respuesta de Lamborghini al Huayra R y el T50S: el Essenza SCV12.

El loco motor de 6,5 litros colocado en el medio genera 830 CV, los cuales se envían a una caja de cambios secuencial de seis velocidades que es parte del chasis. Además, también hay 12 etapas de frenos antibloqueo y control de tracción entre las que elegir y, a pesar del enorme alerón trasero, podrás pasar de 340 km/h si vas a fondo.

Porsche 935

Nuevo Porsche 935 2018

Un ligero cambio de ritmo: el 935 es casi el hipercoche sensato solo para circuito. Principalmente es así porque, aunque no tiene faros y las ruedas tienen cubiertas aerodinámicas, se nota que está basado en el 911 de Porsche. Un 991 GT2 RS, para ser exactos.

Eso quiere decir que hay un 6 cilindros biturbo con 700 CV debajo del enorme alerón trasero y una caja de cambios de doble embrague con una palanca de madera, pero también cosas de competición, como una celda de combustible y neumáticos lisos. Solo se fabricaron 77 y costaban 701.948 euros cada uno. 

Bugatti Bolide

Bugatti Bolide elegido como el hypercar más bonito del mundo
Bugatti Bolide elegido como el hypercar más bonito del mundo

Por último, pero no menos importante, está la idea de Bugatti de un hipercoche ligero solo para circuito. Aunque 'Bolide' significa ‘coche de carreras', en realidad no puede competir. Pero no importa, ya que tienes el motor W16 de cuatro turbos del Chiron, vestido con un traje de carbono. 

A pesar de que el motor pesa más que un Caterham, todo el coche pesa 1.240 kg, casi lo mismo que un Toyota GR86. Además, es capaz de recorrer el Nordschleife en menos de cinco minutos y medio porque… ¿Por qué no ibas a hacerlo?

A 320 km/h, 1.800 kg de fuerza se colocan en el alerón trasero y 800 kg en la parte delantera. Además, la suspensión puede aguantar 3,5 toneladas de fuerza. Este coche es el sueño de un amante de los números. Tan solo 40 ejemplares se venderán a los coleccionistas más obsesivos de Bugatti, por 4 millones de euros cada uno. 

Conoce cómo trabajamos en TopGear.

Etiquetas: MotorSuperdeportivos