Pasar al contenido principal

Varias empresas pugnan por convertir Nissan Barcelona en una fábrica de baterías para vehículos eléctricos

Imagen de perfil de Noelia López
Nissan barcelona

El anuncio del cierre de las plantas de Nissan en la Zona Franca y el posterior acuerdo entre fabricante y sindicatos de trabajadores ha dado el pistoletazo de salida a la carrera por decidir qué hacer con las instalaciones cuando los trabajadores de Nissan dejen de serlo (a finales de 2021). La alternativa mejor posicionada pasa por convertir Nissan Barcelona en una fábrica de baterías para coches eléctricos y son varias las empresas que pugnan por hacerlo.

Parte del acuerdo de cierre de Nissan Barcelona contempla la creación de una Mesa de Automoción que valore la viabilidad, rentabilidad y posibilidades de negocio de las diferentes opciones para reindustrializar las instalaciones de Nissan en Barcelona.

En este mesa se sientan representantes de Nissan, de los trabajadores y de la Generalitat. Sobre el tapete cobra fuerza de opción de hacer de Nissan Barcelona una fábrica de baterías para coches eléctricos, con dos empresas fuertemente interesadas.

Convertir Nissan Barcelona en un fábrica de baterías

Al parecer dos son las empresas con más opciones para explotar las instalaciones de Nissan como fábrica de baterías.

  • Por un lado, Schneider Electric que, a través de a través de su filial InnoEnergy, habría presentado un plan con 3.500 millones de euros de inversión y que incluiría a la plantilla de la automotriz y la creación de 3.000 empleos directos.
  • Por otro, LG Chem. La compañía surcoreana es filial del gigante tecnológico LG y dedica su actividad a la fabricación de baterías para coches eléctricos. Según publica la agencia EFE,  el proyecto de LG permitiría salvar entre 1.500 y 2.000 puestos de trabajo, es decir, hasta el 80% de los empleados afectados por el ERE de Nissan y, como mínimo, podrían mantener su empleo todos los operarios menores de 50 años (1.548).
  • Habría otras dos opciones sobre la mesa, aunque estas se escucha con menos fuerza. Una es de un fabricante de autobuses eléctricos; la otra, de una marcha de coches eléctricos con no demasiada fuerza en el mercado europeo. Los nombres no se han desvelado por motivos de confidencialidad.
opel-mokka-e_baterias

De llegar a convertirse en fábrica de baterías para coches eléctricos, las producidas en Barcelona serían utilizadas, entre otros fabricantes, por Seat. La compañía anunció hace unas semanas su intención de realizar una fuerte inversión en sus instalaciones de Martorell para desarrollar nuevos modelos, especialmente eléctricos.

Buscador de coches

Y además