Pasar al contenido principal

Detienen a Shelby Mustang GT500 Miller. Sí, ese es su nombre. ¡WTF!

El nombre más molón que hemos escuchado jamás.

Cazado un misterioso Ford Shelby GT500

¿Estás pensando en el nombre de tu futuro hijo? ¿Te llamas Eustaquio y estás pensando en cambiar de nombre? Amigos, os traigo la inspiración que necesitáis: en EEUU, Shelby Mustang GT500 ha sido arrestado. Y no, no han metido al Ford Mustang más salvaje en la cárcel, aunque tras la brutal preparación de Shelby no sería de extrañar por incitar a superar los límites de velocidad. Pero no, no es el coche: ¡hay una persona que se llama así! ¡Se llama Shelby Mustang GT500 Miller! ¡Dios bendiga América!

Te interesa: el primer prototipo del Shelby GT350, ¡a subasta!

Y punto, ¿qué más se puede decir? Alguien que se llama Shelby Mustang GT500 Miller solamente se puede aplaudir, aunque sea un criminal en potencia. Este nombre, sin duda uno de los más curiosos de la historia, ha llegar a la fama tras ser arrestado por la Policía Estatal de Arkansas. ¿Te imaginas la cara de los agentes al descubrir que ese conductor, que circulaba sin el permiso de conducir en regla y sin cinturón, se llamaba Shelby Mustang GT500 Miller?

 

Vídeo: así luce el nuevo Ford Mustang RTR. ¡Brutal!

 

Este personaje fue enviado al Centro de Detención del Condado de Baxter, donde finalmente fue liberado tras pagar una multa de 450 dólares. En la imagen del susodicho, que puedes ver aquí, se ve que no tiene pinta de ser una persona que esté muy acostumbrada a seguir las normas establecidas. Aunque con ese nombre, no me extraña que sea un alma libre que circula por el mundo a su manera, como el animal que inspira el coche que luce en su DNI: los Caballos Mustang salvajes.

Ahora bien, lamentablemente tengo una mala noticia para terminar esta rocambolesca historia. Según los medios locales que dieron fe de esta noticia, Miller no conduce un Shelby Mustang GT500. ¡Pero espero que enderece su vida y se ponga a trabajar duro! Alguien llamado Shelby Mustang GT500 no puede morirse sin tener un Shelby Mustang GT500. ¿Debería Ford regalárselo? En cualquier caso, siempre le quedará el Shelby Mustang GT500 de Lego...

Lecturas recomendadas