Quieres que tu Mazda MX-5 tenga este kit de compresor de BBR (y no es una pregunta)

Unos preparadores clásicos para modelos Mazda desde hace años

En Brackley está instalada la sede la de Mercedes-AMG F1. Pero no, no estamos hablando del equipo de Fórmula 1, sino de un equipo un poco más pequeño: la gente de BBR GTI.

Esta empresa ha estado añadiendo un poco más de picante a Mazda desde finales de los años ochenta y ahora acaba de anunciar una evolución para la generación actual de Mazda MX-5, la denominada ND.

El eje central de todo es un compresor volumétrico Rotrex C30-94 que se acopla únicamente a los modelos 2.0 de 184 CV hasta 2019, aunque están trabajando en los posteriores. Tiene dos versiones, por lo que en lugar de "una evolución" a lo mejor sería más adecuado hablar de "dos evoluciones". 

El Stage One y eleva la potencia hasta los 225 CV aproximadamente y el par máximo hasta los 280 Nm entre 3.750 y 5.750 rpm. Las prestaciones son bastante mejores, especialmente en cuanto a aceleración: el 0 a 100 pasa de 7,3 a 5,3 segundos.

Si quieres un poco más de empuje, siempre puedes pasar al siguiente nivel. La segunda etapa o Stage Two le permite pasar hasta los 250 CV y 298 Nm, aunque ahí la mejora en aceleración ya es más modesta: de 5,3 baja a 5,1 segundos en el 0 a 100.

Un ecosistema para volverse loco... y arruinarse

Aparte de la potenciación puramente dicha, también puedes hacerte con un intercooler Forge Motorsport opcional "para garantizar que las temperaturas de admisión se mantengan óptimas incluso en las condiciones más exigentes".

Y si con eso no tienes suficiente, un vistazo a su tienda hará que te vuelvas loco de dos maneras diferentes: porque tienes el dinero y te lo puedes gastar, o porque te quedas lejos. Por ejemplo, podrías hacerte con bielas forjadas, árboles de levas, válvulas...

“BBR ha empleado muchos, muchos meses de banco de potencia interno y validación en carretera durante el desarrollo de los paquetes Stage One y Stage Two para el modelo ND del MX-5”, nos cuenta Neil Mckay de BBR. 

"Optar por un compresor Rotrex permite la instalación del sistema de inducción forzada de BBR más sencillo hasta la fecha, lo que significa que está dentro de las capacidades de la mayoría de los manitas que lo quieran hacer en su casa y es fácil para cualquier profesional".

Ah, sí, de hecho, puedes ahorrar algo de dinero si eres hábil con una llave inglesa: Stage One tiene un precio de 4.400 euros si optas por hacerlo tú mismo, lo que puede ser una buena opción si no vives en los alrededores de la población inglesa...

En cuanto al Stage Two, deberás preparar 6.200 euros, un precio elevado, sobre todo si te preocupan los temas de fiabilidad y roturas. Aquí, BBR ofrece una garantía de 12 meses, lo que no está nada mal...

Conoce cómo trabajamos en TopGear.

Etiquetas: preparaciones de coches