Pasar al contenido principal

Vídeo: el robo de un Porsche que se ha hecho viral y está dando la vuelta al mundo

Torpeza y valentía unidas...

Imagen de perfil de Alex Aguilar

Cuando posees un deportivo de alto rendimiento como el espectacular 911 -¿sabías que ya se ha fabricado la unidad un millón?- que protagoniza las imágenes de la galería superior, siempre debes poner atención a los detalles para que ningún amigo de lo ajeno se haga con tu preciada posesión. Hoy te traigo el vídeo del robo viral de un Porsche que está dando la vuelta al mundo... y no es para menos. 

Todas las generaciones del Porsche 911 en un minuto y medio

A todo el mundo le gustan los Porsche -aquí tienes los mejores de la Historia- y es totalmente lógico. El problema viene cuando alguien desea tener uno, no es capaz de conformarse con los que puedes comprar por menos de 20.000 euros... e intenta conseguirlo por las bravas. En el clip que verás a continuación tienes un buen ejemplo de lo que sucede cuando unes a un ladrón con pocas luces con un propietario de nueveonce que tiene las cosas muy claras: "¿quieres mi coche? Cógeme si puedes". 

La escena tuvo lugar en un barrio residencial de Johannesburgo -Sudáfrica-, cuando el conductor del mítico deportivo de Stuttgart -aquí tienes la gama 2017 del 911- llega a casa y trata de entrar en su garaje. Mientras espera a que la puerta de acceso se abra, un BMW Serie 3 -¿cuál es el mejor de la Historia?- se detiene tras él... y de su parte trasera se apea un individuo armado con una pistola. Lejos de amedrentarse, el protagonista del robo viral de un Porsche decide engranar la marcha atrás, abrirse paso... y salir disparado como alma que lleva el diablo evitando así el delito.

¿Qué habrías hecho tú? Desde luego da para pensar mucho... y lo mejor es ni siquiera imaginar qué habría podido ocurrir si en lugar de un delincuente común el portador del arma de fuego hubiera sido alguien con los suficientes plomos saltados como para empezar a disparar. Yo tengo muy claro lo que haré el día que estrene mi 911: blindarlo. Por el momento y para evitar ser el protagonista de un nuevo robo viral de un Porsche, sigo yendo por ahí en mi 924. Que no tiene el mismo caché que un auténtico artefacto de motor trasero... pero parece mucho más seguro. 

Y además