Pasar al contenido principal

El Toyota Supra de Lego está formado por 480.000 bloques

Toyota Supra de Lego
Y se puede conducir.

No lo hace con todos, pero de vez en cuando, cuando algún coche pasa a integrar alguna de sus colecciones (en este caso, de Speed Champions), Lego tiene a bien crear una réplica a escala real hecha de bloques. Le ha tocado el turno al Toyota Supra y lo cierto es que estas creaciones siempre han tenido buen nivel, pero cada vez son mejores.

Está hecho de nada menos que 480.000 piezas, suficientes para conseguir un nivel de detalle realmente alto, como salta la vista y que se puede apreciar en las sinuosas formas de la carrocería del deportivo de Toyota.

La réplica 1:1 es prácticamente perfecta, con casi todo creado con bloques de Lego a excepción de las ruedas, el asiento del piloto, el volante y los logos exteriores. Por lo demás, es completamente funcional y es que las puertas se abren, los grupos ópticos, hechos con piezas transparentes, se iluminan, y hasta el motor funciona.

Eso sí, no monta el motor original del Supra, decisión que parece bastante acertada por varios motivos: el primero, ahorrar parte del peso que se ha sumado de sobre manera con todo hecho de bloques; y el segundo, que poner a funcionar un motor térmico rodeado de plástico no parece un movimiento muy inteligente. Es por eso que se ha optado por un bloque eléctrico del que no hay datos, pero del que apostamos que será de pequeño tamaño y potencia, cumpliendo meramente con la función de conseguir que se mueva.

Buscador de coches

Etiquetas:

Coches deportivos Lego

Y además