Pasar al contenido principal

Alfa Romeo Arna: el olvidado compacto condenado al fracaso

Alfa Romeo Arna
Alfa Romeo

Con mecánica italiana y estética japonesa. No al revés.

Los aficionados al motor hablamos a menudo de Alfa Romeo como una marca creadora de algunos de los coches más bonitos del mercado, pero no siempre es así. Un ejemplo es el Alfa Romeo Arna, un raro compacto nacido hace casi 40 años que hoy en día prácticamente ha desaparecido de las carreteras.

A comienzos de la década de 1980, la marca italiana estaba atravesando problemas económicos, por lo que necesitaban un coche popular. Sin embargo, esto no era fácil y surgió la idea de hacer una alianza con otro fabricante, que era algo realmente habitual en aquel momento.

La firma elegida fue Nissan. En aquel momento, las compañías niponas estaban intentando expandirse lanzando sus modelos en otros continentes y la asociación con empresas locales podía facilitar esto, ya que se reducían costes de importación.

De esta forma, ambos se unieron y se pusieron a trabajar para fabricar un compacto, ante la proliferación de coches como el Volkswagen Golf. Para ello, se decidió tomar como base el Nissan Pulsar/Cherry (N12), del que se tomarían elementos como el chasis, la carrocería y el interior.

Por otra parte, la mecánica y la electrónica correría cargo de Alfa Romeo, que pensó en utilizar multitud de elementos presentes en el Alfasud. Sí, el coche tenía mecánica y electrónica italianas, con estética japonesa. Probablemente, seguir una configuración a la inversa habría resultado mejor, pero no fue el caso. 

Así vio la luz el Alfa Romeo Arna -significa Alfa Romeo Nissan Autoveicoli- en el Salón del Frankfurt de 1983. Se trataba de un modelo con una longitud de unos 4 metros, con 1,62 metros de ancho. Se podía encontrar con carrocerías de 3 y 5 puertas, pero ninguna de ellas incluía ese estilo diferenciador tan propio del fabricante originario de Milán.

En lo referido a su parte mecánica, originalmente se ofrecía con un motor de 1,2 litros que desarrollaba 63 CV, pero posteriormente llegó uno de 1,3 litros con 86 CV y uno de 1,5 litros con 95 CV, que fue el más potente. Así, estos bloques se repartían entre los niveles de acabado L, SL y Ti, que tenía un enfoque más deportivo.

Alfa Romeo Arna
Alfa Romeo

La idea del Arna era competir con los compactos del momento, pero lo cierto es que no lo logró. Ya desde el principio, su diseño no cautivó a los seguidores de la marca y muchos optaron por otras alternativas presentes en el mercado. A esto hay que sumarle el hecho de que no se vendió en toda Europa, pues en algunos países se ofreció como Nissan Cherry Europe.

Con todo, se fabricaron algo más de 53.000 unidades durante sus años de producción, hasta 1987. Fue un año antes cuando Fiat compró Alfa Romeo y una de las consecuencias fue la decisión de cesar la fabricación de este modelo, que no estaba obteniendo unas sorprendentes cifras de ventas.

De esta forma, la historia del Alfa Romeo Arna fue corta y su presencia hoy en día es casi inexistente, dada su baja popularidad inicial. Además, por sus cualidades, muchos no se han molestado en conservarlos. Eso sí, más allá de todo esto, es innegable que se trata de una de las mayores rarezas de la marca en estos días. 

Y además

Buscador de coches