Pasar al contenido principal

La botella centenaria con un mensaje que Ford encontró en Estación Central de Michigan

Botella encontrada con un mensaje dentro en la Estación Central de Michigan
Ford

Arqueología del siglo XX...

La antigua Estación Central de Michigan, en Detroit, lleva abandonada unas tres décadas. Parecía que su futuro no albergaría nada positivo, pero Ford la compró en 2018 para incluirla a sus instalaciones. Para ello, eso sí, es necesario realizar grandes trabajos de reacondicionamiento y así el año pasado encontraron algo peculiar: una botella con un mensaje.

Se trataba de una botella de cerveza de la marca Stroh’s del año 1913, por lo que tiene más de un siglo de historia. De alguna forma, había sobrevivido durante todo este tiempo y fue descubierta por casualidad por dos trabajadores que estaban subiendo en un elevador para trabajar en una cornisa de escayola. 

Lukas Nielsen y Leo Kimble se disponían a retirar una parte de la cornisa cuando vieron algo detrás. Había una botella colocada boca abajo y tenía algo dentro. Quisieron ver qué contenía, pero decidieron avisar a un superior. De no haberlo hecho, probablemente su contenido se habría destruido.

Botella con un mensaje dentro encontrada en la Estación Central de Michigan
Ford

De esta forma, la botella fue entregada al equipo responsable de los archivos de Ford, quienes vieron que en ella estaba marcada la fecha del 19 de julio de 1913. Pudieron sacar y desenrollar el papel, donde se podía leer: “Dan Hogan y Leo Smith metieron este (palabra sin descifrar) de Chicago. Julio de 1913”.

Tras comprobar su contenido, la marca americana señaló que guardarían la botella y el papel -en un lugar con la temperatura y humedad adecuados- en el edificio para archivos que poseen en Dearborn. Allí es donde acabarán todos los objetos que encuentren en la vieja estación, entre los que hay ya más de 200.

Papel encontrado en una botella en la Estación Central de Michigan
Ford

Según Ford, se han encontrado muchas otras botellas vacías de hace décadas, así como una salsera y antiguos tickets. También se han encontrado otros objetos que se están utilizando para replicar determinados elementos de la estación. 

Aun así, uno de los hallazgos más importantes ha sido el de una habitación entera, que se reveló al retirar uno de los viejos ascensores. Al acceder a su interior, se pudieron encontrar varios objetos: una contadora de billetes, zapatos de mujer y niño, billetes antiguos y algunas facturas. 

Sin duda, la antigua Estación Central de Michigan está siendo una caja de sorpresas, incluso después de tantos años de abandono, en los que ha sufrido un notable deterioro. Aun así, la idea de la marca es restaurar este lugar y utilizarlo para labores de desarrollo e investigación de nuevas formas de movilidad. Se espera que terminen las obras a finales de este año.

Etiquetas:

Motor curiosidades

Y además

Buscador de coches