Pasar al contenido principal

Los coches bitono vuelven a estar de moda. ¿Por qué extraña razón?

Ley de oferta y demanda: beneficioso para los propietarios... y para las marcas.

Imagen de perfil de Rebeca Álvarez

Basta con echar un vistazo a las últimas novedades del mercado para darte cuenta de que los coches bitono vuelven a estar de moda. Coches como el Citroën C3 Aircross, el Kia Stonic o incluso el Range Rover Sport ofrecen varias opciones que permiten a los clientes diseñar el aspecto exterior del coche a su gusto. 

 

¿Hablamos de extras absurdos?

 

Los coches bitono no son algo 100% nuevo, eso está claro; en los años cincuenta y sesenta también vivieron esta moda y muchos fabricantes ofrecían sus vehículo de esta forma. Según publica Automotive News en un informe, hoy en día asistimos de nuevo a un cambio en los gustos y costumbres; de hecho, en los últimos años, más de 20 modelos se han presentado en los salones del automóvil europeos con cuerpo de la carrocería y techo en contraste.

No te pierdas: ¿Cuántos litros y capas de pintura tienen los Rolls-Royce?

Primero fueron los SUV, luego los compactos y parece que esta moda de los coches bitono se está expandiendo también a las berlinas. Range Rover Velar, Volvo XC40... son otros de los modelos afectados por esta tendencia que promete ir para largo. Desde luego, si el cliente tiene la oportunidad de personalizar su coche, lo sentirá más suyo... 

Quizá esta sea una de las principales razones. Por otro lado, 'Automotive News' añade también que los coches bitono y personalizados aumentan su precio, pues los costes de producción son más elevados y además, aumentan las opciones de que un cliente compre un coche que se adapte más a su gusto. 

Por tanto, si tienes pensado comprar un coche y estás dispuesto a pagar un extra porque este sea bitono, los fabricantes de coches estarán encantados de ofrecértelo. Ya sabes lo que dicen: "para gustos, los colores". Todos en paz... 

 

Lecturas recomendadas