Pasar al contenido principal

Estos son los coches molones más vendidos de la historia

Una lista interminable de éxitos de ventas…¡y que encima molan!

Ford Mustang Bullit original

La historia del automóvil está lleno de éxitos y de fracasos, de coches que molan y de coches que no. Hoy, en este frío día de marzo, últimos coletazos del invierno, os quiero animar hablando de los coches molones más vendidos de la historia, coches que fueron pensados para ser los mejores coches de su tiempo y que, con el paso de los años, han demostrado ser tremendos éxitos, permanentes ya en la cultura de países enteros y claves para entender al automóvil como una historia de éxito. A continuación podrás ver muchos coches que podrían ser enviados al espacio para mostrar a nuestros vecinos extraterrestres lo mejor que hemos sido capaz de producir aquí abajo, en la tierra. ¡A continuación los coches más vendidos de la historia, ¡claro! Que molan.

 

Citroën DS - unos 1,5 millones de ejemplares

 

 

El Citroën DS es una historia de éxito absoluto: cuando la marca lo presentó, la cola para comprarlo desbordó todas las previsiones. Su diseño es un icono, su tecnología, revolucionaria y adelantada a su época. Fíjate hasta que punto que su suspensión fue utilizada por Rolls-Royce, previo pago, claro, para montarla en su Silver Shadow. ¿Te imaginas hoy un Rolls-Royce Phantom con la suspensión de un Citroën C5? ¡Quién te ha visto y quién te ve, Citroën!

 

Ford Mustang -  9 millones de ejemplares

 

 

El Ford Mustang es el deportivo más vendido de la historia y el deportivo más vendido en en el mundo entre los coches nuevos actuales. Nació en 1964 y desde entonces siempre ha sido uno de los deportivos más queridos. Nació en los 60 como una interpretación barata de los deportivos más salvajes: mucha potencia, una imagen desenfadada y un precio a raya. Todos los ingredientes para que fuese un éxito absoluto: en todos estos años se han vendido 9 millones de ejemplares y, viendo el éxito abrumador de la actual generación, no me extrañaría nada que muy pronto se puedan alcanzar los diez millones de Ford Mustang vendidos.

 

BMW Serie 3 - 14 millones de ejemplares

 

 

El BMW Serie 3 tenía como objetivo sustituir al 2002 con éxito: este modelo tenía una buena fama y el reto era importante, no obstante, se consiguió. Nació en 1975 y no hay ningún motivo para pensar que no sigue estando más que vigente: combina como pocos imagen, calidad y ese toque deportivo que ha conquistado a millones de clientes. El BMW M3 es un buen ejemplo de mito sobre ruedas y en conjunto se podría decir que es la berlina compacta más exitosa de la historia del automóvil. 14 millones de coches vendidos lo avalan.

 

Porsche 911 - 1 millón de ejemplares

 

 

Vender 1 millón de superdeportivos parece una quimera, pero el Porsche 911 lo ha conseguido. ‘911’, ‘nueveonce’, son cifras y letras míticas, que evocan un concepto, que evocan una manera de entender la deportividad. Es un deportivo práctico, es un deportivo divertido y, dentro de lo que cabe, es un deportivo a buen precio y relativamente fácil de utilizar en el día a día. Un deportivo para todos con una gama extraordinariamente grande para satisfacer todas las necesidades, desde un Porsche 911 Carrera refinado y relativamente barato hasta un Porsche 911 GT3 RS 2018 para subir el pulso hasta el más tranquilo. ¿Y para celebrar ese éxito? El Porsche 911 1 millón. ¡A cuál más espectacular!

 

Volkswagen Golf  - 30 millones de ejemplares

 

 

El Volkswagen Golf es un éxito con todas las letras: nació en una época complicada y fue la jugada maestra  del marca alemana para sobrevivir más allá del Beetle, modelo que provenía todavía de la Segunda Guerra Mundial. Volkswagen fue revolucionaria en su creación, creando un pequeño compacto con una buena habitabilidad interior, motores de cuatro cilindros en posición transversal, con tracción delantera y refrigerados por agua. Volkswagen no fue el primero en fabricar un compacto, pero sí fue el primero en crear un coche total. ¿Querías un coche? Cómprate un Golf. ¿Querías un coche familiar? Cómprate un Golf de cinco puertas. ¿Quieres un deportivo? Cómprate un Golf GTI. ¡Y así hasta alcanzar los 30 millones de ejemplares vendidos!

 

Cadillac De Ville - unos 4 millones de ejemplares

 

sedan lujo america eeuu americano

 

Si piensas en América probablemente pienses en Mustangs, Vipers y coches grandes. Pero realmente, pocos coches como el Cadillac De Ville representa mejor a una cultura como la americana. Este majestuoso coupé, con sus casi seis metros de largo y sus detalles ‘Art Nouveau’, representa perfectamente una época, una manera de entender el mundo. La imagen es importante y aquí hablamos de llamar la atención, de ser mejor que el vecino. El lema ‘mucho nunca es demasiado’ parece encajar perfectamente con la historia del De Ville: el lujo ‘Made in USA’.

 

Jaguar XJ - casi un millón de ejemplares

 

 

Este año se cumplen 50 años del lanzamiento del Jaguar XJ y sin duda en todo este tiempo se ha convertido en un emblema del lujo británico, especialmente dentro de sus fronteras, donde sigue luchando para sobrevivir ante el feroz ataque de sus rivales alemanes. El XJ ha evolucionado lo justo para mantener toda esa imagen y flema que le caracterizan y ha evolucionado en todos los sentidos: sí, también con versiones deportivas como el Jaguar XJR 575 desarrollada en el mismísimo infierno verde. Un sedán muchas veces injustamente olvidado.

 

Land Rover Defender - más de dos millones de ejemplares

 

 

¿Qué podemos decir del Land Rover Defender que no sepamos todavía? Un coche que cambio la manera de entender la movilidad fuera del asfalto. Entre un turismo convencional y un tanque, el Land Rover se ha convertido en el todoterreno robusto más importante de la historia, más que nada porque fue el pionero, el resultado de una necesidad en las encharcadas colinas escocesas o galesas. Quizás el Mercedes Clase G pueda ser más querido por la combinación entre robustez y lujo, pero al César lo que es del César: la historia del Land Rover Defender afirma que fue el primero y, de paso, un éxito absoluto desde su creación.

 

Saab 900 - 900.000 ejemplares

 

Saab 900 trasera
Saab 900 trasera

 

Sí, todos echamos de menos a Saab y coches como el 900 le hicieron ganarse el cariño de muchos de nosotros. El 900 fue el último Saab auténtico, antes de que entrase a molestar General Motors. Era un coche único en todos los sentidos, tanto por diseño como por elementos técnicos. Un coche con personalidad que, pese a las circunstancias, fue un éxito de ventas para su tiempo. Una bonita imagen con la que recordar a Saab con cariño.

 

Mazda MX-5 - más de un millón de ejemplares

 

 

Pequeño, ligero, sencillo y divertido, sobretodo divertido. El Mazda MX-5 sigue utilizando la misma formula que la primera generación, lanzada en 1989, para seguir en lo más alto de las listas de ventas: en España es claramente el deportivo más vendido. Y es que para los que entendemos los coches como algo más que un mero medio de transporte, el MX-5 es uno de los coches más importantes de la historia. No hay duda que su leyenda se mantiene muy viva y estoy convencido que seguirá aumentando considerablemente sus cifras de ventas en los próximos años.

 

Volkswagen Type 2 - 12 millones de ejemplares

 

transporter furgoneta autobus vw martini racing

 

Probablemente sea el coche con el periodo de producción más largo de la historia: desde 1949 hasta 2013. ¡67 años fabricándose! De esa manera, no es de extrañar que sea uno de los coches más vendidos de la historia…¡y muy molón! Es un concepto que hoy resulta raro: un monovolumen sencillo y barato, con suficiente altura como para ser mejor que muchos SUV y una imagen simpática y honesta. Un coche que servía tanto para trabajar como para viajar con toda la familia: ¡incluso para vivir en ella! Un coche cuya imagen ya es un icono de una época, ¡la de los hippies!

 

Fiat 124 - 20 millones de ejemplares

 

Fiat 124 Spider delantera
Fiat 124 Spider delantera

 

Cuando pensamos en Fiat nos acordamos del 600, de nuestro Seat 600, pero el gigante italiano era una bestia industrial imparable en los años 60. En el 66 nacía el Fiat 124, una berlina compacta, sencilla y barata que destacaba por su buena fiabilidad y por una imagen atractiva, sin grandes alardes. Se fabricaron diferentes tipos de carrocerías, aunque quizás la más famosa sea la descapotable: hoy el Fiat 124 Spider ha resucitado en una evolución sobrealimentada y dulcificada del MX-5, aunque poco tiene que ver con el concepto original. Del Fiat 124 se vendieron 20 millones de ejemplares, ¡alucinante! Pero todavía lo es más teniendo en cuenta que los soviéticos fabricaron casi otros tanto bajo licencia y con la marca Lada: ¡su versión estuvo en producción hasta 2008!

 

Seat 600 - casi 800.000 ejemplares

 

 

¿Qué se puede decir de nuestro querido 600? Pues que fue el coche con el que España se asomó al mundo del automóvil. Se empezó a fabricar en 1957 y cuando su producción finalizó, en 1973, el país era otro, completamente. Coche pequeño y manejable, se fabricaron diferentes versiones: ¡incluso con variante comercial o descapotable! Se fabricaron un total de 783.745 ejemplares, un éxito abrumador en un mercado que justo empezaba a arrancar con cierto brío. 

 

Toyota Celica -  más de 4 millones

 

 

Muchos somos los que echamos de menos deportivos buenos, bonitos y baratos. Quizás el Toyota GT86 podría ser el sucesor del Celica, pero le faltan algunos ingredientes para convertirse en un superventas. Algo que pocos saben es que el primer Celica fue una respuesta japonesa al Ford Mustang, esa idea de tener un coche con imagen, barato y divertido. Con el paso del tiempo se vendieron más de cuatro millones de ejemplares: ¡algunos de ellos son historia del automóvil como el GT Four o el Celica Turbo de Carlos Sainz. ¿El deportivo japonés más importante?

 

Mini - más de 5 millones de ejemplares

 

Mini clásico deportivo utilitario clásico

 

El Mini fue para Inglaterra lo que el 600 para nosotros: un coche pequeño y barato con el que se popularizó el automóvil. Sin duda, un coche con una imagen brillante que conquistó no solamente los corazones británicos sino los del resto del continente. Un éxito abrumador que nació en 1959 de la mano de la British Motor Company. El Mini fue producido en una gran cantidad de países y estuvo en producción en algunos de ellos hasta el año 2000. ¡El mayor éxito de la industria del automóvil británica!

No te pierdas todos los coches nuevos del mercado
 

Lecturas recomendadas