Pasar al contenido principal

Así era el BlackJag, el concept que no era realmente un Jaguar

BlackJag concept Jaguar

¿Y si los Jaguar hubiesen sido así?

El Salón de Ginebra del año 2004 trajo consigo algunos coches interesantes. Entre ellos se situó el BlackJag, un prototipo Jaguar… Que realmente no fue hecho por Jaguar. En cualquier caso, no podéis negar que es un coche de lo más interesante.

Fue creado por un nuevo estudio de diseño llamado Fuore, afincado en Barcelona y dirigido por Erwin Himmel. Este diseñador contaba ya con una gran trayectoria a sus espaldas, pues trabajó en Audi entre 1982 y 1994, de manera que tuvo que ver en la creación de coches como el Audi 80 o el Audi 100. 

Tras esta etapa, creó el estudio externo Design Centre Europe, que realizó trabajos para marcas del Grupo Volkswagen como Skoda o Seat. Asimismo, con Fuore, Himmel concibió otros diseños como el Subaru Tribeca (B9) del 2005, cuyo aspecto fue uno de los elementos diferenciadores.

Subaru Tribeca (B9)

Pero volvamos al BlackJag. Se presentó como un ejercicio de diseño, un coche que combinaba “el espíritu de la Fórmula 1 con los valores de la tradicional marca británica”. No olvidemos que Jaguar compitió en esta disciplina entre el 2000 y el 2004, aunque no logró obtener grandes resultados.

En cualquier caso, este prototipo estaba pensado para llamar la atención con su diseño, de manera que se inspiró en multitud de deportivos de aquel momento. Incluso tiene detalles similares a modelos que llegaron más tarde como el Audi R8.

Esto es lo que se veía por fuera, pero el interior del BlackJag también era peculiar. Se presentó en color rojo y tenía un aire deportivo y algo futurista. Destaca el volante de tres radios achatado por arriba y por abajo, así como el selector de marchas de la consola central. Este elemento se vería después en el Jaguar XF.

Asimismo, además de una estética llamativa, este concept también contaba con una mecánica acorde. El motor que se eligió para él fue un V10 de 7 litros en posición central con unos 650 CV. Así, en teoría podía pasar de 0 a 100 km/h en 3,8 segundos y era capaz de alcanzar casi 340 km/h de velocidad máxima.

En cualquier caso, el BlackJag no fue más allá y evidentemente no fue producido. Eso sí, la única unidad fabricada salió a la venta hace unos 7 años por casi 3 millones de euros. No es un mal precio para un coche único en el mundo, ¿no?

Etiquetas:

Motor Concept Cars

Y además

Buscador de coches