Pasar al contenido principal

Así es el impuesto al CO2 que pagan los coches en Cataluña desde el 15 de septiembre

Impuesto al CO2 que pagarán los coches en Cataluña

Un nuevo impuesto que entra en vigor el 15 de septiembre

Hay que decirlo alto y claro: hoy en día, tener un automóvil, se convierte cada vez más en una pesadilla. Muchas autoridades aprovechan el paraguas de la lucha contra el cambio climático para asfixiar con impuestos a los propietarios de un vehículo, con la excusa de reducir las emisiones de CO2. 

Desde mañana, entra en vigor el nuevo impuesto al CO2 que pagarán los coches en Cataluña. Te contamos todo sobre este nuevo gravamen. 

El nuevo impuesto al CO2 pretende incentivar la compra de vehículos menos contaminantes. Lo más curioso es que este nuevo impuesto llega justo después del final de los peajes que quedaban en las principales autopistas de la región, la AP-2 y la AP7

Una de cal… y otra de arena

Impuesto al CO2 que pagarán los coches en Cataluña
El nuevo impuesto llega cuando se eliminan los peajes en la AP-2 y AP-7

Efectivamente, el pasado 1 de septiembre desaparecieron los peajes que quedaban en algunos tramos de la AP-2 y la AP-7. Sin embargo, al mismo tiempo, aparecía un nuevo impuesto que tendrán que pagar los catalanes según el nivel de CO2 que expulsen sus vehículos

De alguna manera, la Generalitat tenía que seguir recaudando, ya sea directamente, a través de los peajes, o mediante un nuevo impuesto, como es el caso. 

Según ha declarado el gobierno de Cataluña, el dinero recaudado será destinado íntegramente al Fondo climático y al Fondo del patrimonio natural de la administración autonómica, a partes iguales, con el objetivo de invertir en acciones que tengan como finalidad mejorar el entorno y el transporte público.

Mäs allá d eso, también pretenden fomentar las energías renovables y los vehículos limpios, así como impulsar la movilidad sostenible, la gestión de los parques naturales y la investigación.

Impuesto al CO2 en Cataluña: ¿a quién le afecta?

humo-negro-escape
Quedan exentos los vehículos de hasta 120 gr/km de CO2

El nuevo impuesto al CO2 se aplica a turismos, furgonetas y motocicletas en función de las emisiones de CO2 de 2020. Según ha informado el gobierno autonómico, para el ejercicio 2020, están sujetos a la tasa un total de 1.650.342 contribuyentes y 2.267.168 vehículos. Se prevé una recaudación de 65.969.630,04 euros

Están obligadas a pagar el impuesto sobre las emisiones de CO2 todas las personas físicas y jurídicas que sean titulares de un turismo, furgoneta o motocicleta censados en Cataluña en 2020.

También afecta a las personas jurídicas sin residencia fiscal en Cataluña, pero que tengan un establecimiento, sucursal u oficina en el territorio catalán y vehículos registrados en 2020. 

Quedan exentos del pago de este nuevo tributo los vehículos que emitan menos de 120 gr/km de CO2 (el año que viene se reducirá a 95 gr/km), los coches eléctricos, los ciclomotores, los vehículos de más de 3,5 toneladas, camiones, autocares y vehículos autorizados para el transporte de nueve personas (incluyendo el conductor). 

Quedan igualmente exentos del pago los coches clásicos y los vehículos matriculados como vehículo histórico. También se quedan fuera los coches oficiales.

Pagos y bonificaciones 

Aquellos que domiciliaron el pago antes del 15 de julio y formalizaron la notificación electrónica, se benefician de una bonificación del 2% de la cuota

De cara a los siguientes ejercicios, podrán seguir domiciliando el pago. Desde el pasado 1 de septiembre se puede acceder al padrón del nuevo impuesto, a través de idCAT o cualquier otro sistema de identificación digital, NIF y matrícula. El pago se puede ejecutar desde la misma pantalla. 

En octubre, los conductores recibirán una notificación con la carta de pago donde consta la cuota que deberán pagar y que podrán abonar desde la web, el teléfono 012, en entidades financieras colaboradoras o en las oficinas de Correos. 

Etiquetas:

DGT

Y además

Buscador de coches