Pasar al contenido principal

La marca Lincoln quiere que Lynk & Co cambie de nombre

En Ford no ha hecho ninguna gracia que ambas marcas suenen de manera tan similar y va a emprender acciones legales contra el fabricante chino.

Imagen de perfil de Álex Morán
Lynk and Co Concept 03

¿Te acuerdas cuando en el colegio llegaba un niño nuevo que se llamaba igual que tú y los profesores se confundían al corregir trabajos y poner notas? Te mosqueabas, y era normal: tu llevabas más tiempo ahí, esa era tu clase, ¿quién era el nuevo para venir a romper el statu quo? Algo similar le ha ocurrido a Lincoln, veterano de la industria del automóvil al que no le ha hecho precisamente gracia que la nueva marca china Lynk & Co suene tan parecida a su nombre. La cosa es que mientras tú te rebotabas en el patio del colegio y el berrinche no te servía de nada, a este nivel la compañía va a emprender hasta acciones legales.

No se puede negar que no haya cierto parecido entre ambas, sobre todo al nombrarlas en voz alta, y eso es algo que desde Ford creen que puede perjudicar a su marca. Un portavoz del grupo escribió un e-mail a los compañeros de Automotive News en tono bastante serio, explicando la situación: “Lincoln tiene una historia muy rica de 100 años de existencia y lo que queremos es proteger su reputación. Lynk & Co está cometiendo una infracción contra la marca Lincoln y vamos a llevar a cabo acciones legales para evitar usen su marca infractora. El nombre, tal cual está ahora, confundirá a los clientes”.

Lynk & Co, ¿el coche más conectado del mundo?

En ese aspecto tienen razón, aunque cuesta imaginarse como un cliente estadounidense, donde el fabricante chino planea desembarcar el año que viene, va a ser incapaz de distinguir entre una marca centenaria y el recién llegado. Además, los planes de negocio de Lynk & Co, que incluyen venta directa al cliente sin pasar por concesionario y el alquiler persona-a-persona estilo Airbnb, no podían ser más diferentes a los de una firma “tradicional” como Lincoln. Pero eh, nosotros entendemos que quieran conservar su nombre sin intromisiones de novatos.

Lecturas recomendadas

Lo último en Top Gear