Pasar al contenido principal

Volkswagen presenta unos motores de gasolina más eficientes

Tras la tempestad...

Imagen de perfil de Miguel Lorente
Nuevo motor Volkswagen 1.5 TSI ACT BlueMotion

Los nuevos motores de gasolina de Volkswagen llegan para mostrar una nueva cara y mejorar la reputación de unos bloques que han quedado cuestionados tras unos tiempos revueltos y convulsos para la marca alemana.

Buscando ajustar las emisiones de gases y, por lo tanto, la reducción del uso de combustible fósil, Volkswagen presenta la nueva generación de motores de gasolina 1.5 TSI ACT BlueMotion y 130 CV, cuyos datos de consumo vienen a ofrecer cifras bastante bajas para tratarse de bloques que, hasta hace poco, tenían el sambenito de ser muy poco ahorradores.

Hasta el momento, los datos que se aportan es que estos bloques de 1.5 TSI ACT BlueMotion se montarán inicialmente en el Volkswagen Golf y pueden llegar a bajar las cifras de uso de carburante en 4,8 litros cada100 kilómetros, el consumo combinado ponderado, mientras que, para el extraurbano, es de solo 4 litros.

La tecnología de los nuevos motores TSI ACT BlueMotion

La mejora de los consumos de gasolina viene de la utilización o no, de los cuatro cilindros del bloque motor, concretamente, de la desconexión de alguno o varios de estos.

Dependiendo de las necesidades del momento de la conducción, el motor TSI ACT BlueMotion de 1,5 litros puede trabajar con los cuatro cilindros, tres o dos, esto depende, fundamentalmente, de la potencia necesaria que se le pida al motor, cuanto más baja sea, lógicamente, menor consumo tiene y, por lo tanto, los cilindros pueden dejar de funcionar en estas situaciones.

 

 

La desactivación de los cilindros se dará dentro del umbral entre las 1.400 hasta las 4.000 rpm y se avisará a quien conduzca el vehículo mediante una señal visual que aparecerá en el cuadro de instrumentación aunque se asegura desde Volkswagen que los nuevos motores TSI ACT BlueMotion es casi imperceptible.

Otra característica adicional del bloque 1.5 TSI ACT BlueMotion es el nuevo proceso de combustión. Esto implica un uso optimizado en la mezcla de gasolina y aire, lo que favorece una eficiencia cuantificada de hasta 10%. Los efectos directos son una reducción del consumo de carburante y unas cotas de emisión de gases más bajas respecto de motores anteriores equivalentes.

Otra novedad está en el sistema de gestión del motor que se apaga por completo y la desacopla de la transmisión, desconectando el embrague y aprovechando las inclinaciones del terreno y la inercia del vehículo para dejar de usar combustible. Aunque son cantidades bajas (0,4 litros a los 100 kilómetros), las tasas de consumo se reducen de modo general.

La desconexión del motor de combustible no supone una desactivación por completo del vehículo ya que, gracias a una batería de 12 V, el resto de sistemas siguen operativos, por lo que puede considerarse que estos coches nuevos sean considerados como híbridos o microhíbridos.

Tienes a tu disposición todos los datos del Volkswagen Golf en nuestra sección de fichas.

 

Lecturas recomendadas