Pasar al contenido principal

¿Quién mató al Citroën C4 Cactus?

Citroën C4 Cactus 2015
Citroën C4 Cactus 2015.

Varios son los factores que acabaron con este crossover en 2019

Si el vídeo mató a la estrella de la radio, ¿quién mató al Citroën C4 Cactus? The Buggles lo tenían claro en su canción, pero quizá no se aclare tanto con el compacto francés. Hay unos cuantos interrogantes: ¿decían que tenía un diseño horroroso? ¿no se posicionaba claramente en ningún segmento? ¿la competencia era mejor?

Lo que sí que es cierto es que la compañía de los dos chevrones dejó de fabricar este crossover en 2019, por lo que estuvo en el mercado durante cinco años (se presentó en 2014). Llegó a ser mejor coche del año en España en 2015 y tuvo varios reconocimientos en diferentes países europeos, entre ellos Francia y Reino Unido.

Sólo tuvo una generación y recibió su primera y única actualización en 2018, perdiendo uno de sus elementos distintivos por el camino, los Airbump, que dejaban de estar situados en las puertas para colocarse en su zona inferior. Fue una novedad que llamó la atención y que triunfó, a pesar de su dudosa estética, de la que ahora hablaremos.

Vamos con las preguntas. Su diseño no dejaba indiferente a nadie, y quizá por eso (y porque tenía una buena relación calidad/precio) fue un coche demandado. No pasaba desapercibido y eso, a nivel de marketing, es un éxito asegurado. Ese acolchamiento lateral cual sofá de los años 70 y sus formas redondeadas hicieron el resto. Aun así, no fue suficiente...

Su segmento siempre fue el B, pero su tamaño era, lo que hoy en día se denomina "no binario". Su indefinición entre un compacto y un SUV pequeño le dejaban entre dos aguas para los potenciales clientes, que veían como los SUV medianos ganaban terreno a pasos agigantados, tanto por características como por precio.

Sus rivales por aquel entonces tenían un enorme potencial en todos los sentidos (ventas, equipamiento, precios...). El Seat León, el Volkswagen Golf o el Peugeot 308 no se lo pusieron fácil al C4 Cactus, que vio cómo en 2021 llegaría el C4 actual para acabar con la idea del resurgimiento. La competencia le hizo mucho daño y Citroën buscó renovarse antes de morir.

Citroën C4 Cactus 2018
Citroën C4 Cactus 2018.

Para los amantes de este modelo cabe comentar que el Citroën C4 Cactus es uno de los más demandados entre los coches de segunda mano. Sólo hay que echar un ojo a los múltiples portales de internet de venta de vehículos de ocasión y verás cómo puedes conseguir uno entre 5.000 y 22.000 euros. Quien no se conforma es porque no quiere...

Y además

Buscador de coches