Pasar al contenido principal

Así te afectan todas las medidas del Gobierno para pagar menos por el combustible

Autopista, consumo
LIGV

Aunque la medida estrella para los conductores es, sin duda alguna, la rebaja en 20 céntimos de euro por litro de combustible (de cualquier tipo), el Plan de Respuesta aprobado por el Gobierno para mitigar los efectos económicos de la guerra en Ucrania incluye otras medidas que afectarán, para bien, al transporte.

Según ha adelantado el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, el paquete de medidas tiene un presupuesto de 16.000 millones de euros.

El plan, que se extenderá hasta el 30 de junio, tendrá un impacto de unos 6.000 millones en ayudas directas y rebajas de impuestos y de otros 10.000 millones en créditos ICO para amortiguar el impacto de la crisis.

Está basado en cinco ejes principales: ayudas a familias, trabajadores y desplazados; ayudas al tejido empresarial; medidas en materia de transportes; medidas en materia de ciberseguridad y medidas en materia de energía.

Descuento de 20 céntimos/litro en el precio de los combustibles

De todas las medidas contempladas en el Plan de Respuesta del Ejecutivo la más esperada es la rebaja en el precio de los combustibles. 

Será un descuento universal (para todos los conductores y todos los tipos de combustibles) y directo. A este respecto, ha sido la ministra de Hacienda, María Jesús Montero quien ha explicado cómo se va a aplicar el descuento, adelantado que se aplicará en los precios de los surtidores; de manera que los conductores que lleguen a la gasolinera verán y abonarán los precios con la rebaja.

La bajada del precio del diésel y el gasóleo, que puede suponer un ahorro medio de 10 euros por depósito, se hará efectiva el 1 de abril y estará en vigor hasta el 30 de junio (más si la situación lo requiere).

El Gobierno asumirá 15 de los 20 céntimos de rebaja, mientras que los cinco restantes correrán por cuenta de las estaciones de servicio. Esta parte puede ser mayor pues ya hay petroleras que han puesto en marcha ofertas propias que se sumarán a la oficial.

Tope al precio del gas

En lo que respecta a la parte energética del Plan de Respuesta a la guerra, se contempla fijar un tope en el precio del gas (no se ha precisado, por el momento, de cuánto). 

En palabras de Sánchez esto supondrá "rebajar significativamente los precios de la electricidad de forma inmediata y sin "distorsionar el mercado de la electricidad de Europa".

En lo que a los conductores se refiere, bajar el precio del gas debería influir en el de los combustibles, especialmente el del diésel, aunque el efecto de la medida no se notará de manera inmediata. 

También hay medidas para frenar el encarecimiento del precio de la electricidad, como la extensión hasta el 30 de junio del mecanismo para reducir el exceso de los beneficios de las eléctricas y la prórroga hasta el 30 de junio de la rebaja impositiva en la luz. Esto beneficiará a los usuarios de coches eléctricos.

Ayudas a los transportistas

La semana pasada en una reunión de urgencia para tratar de poner fin a la huelga de los transportistas la ministra de Transportes, Raquel Sánchez, adelantaba que el Plan de Respuesta incluye la aprobación de un nuevo fondo de 450 millones de euros para ayudas directas a las empresas de transporte de mercancías y pasajeros.

Estas se repartirán en función del tipo de vehículo, de esta manera: 1.250 euros por camión, 900 por autobús, 500 por furgoneta y 300 por taxi, VTC o ambulancia.

Autopista camiones

LIGV

Además, se acorta de tres a un mes el plazo de devolución del impuesto sobre hidrocarburos. Con este, los profesionales reciben de Hacienda 4,9 céntimos por cada litro de gasóleo profesional que hayan repostado. 

Y se mantiene el compromiso de aprobar una ley que permita a los transportistas trabajar con un precio que no les suponga pérdidas.

Medidas más allá del transporte

Hay más. El Plan de Respuesta contempla medidas que van más allá del transporte.

Las hay, no obstante, de las que también se podrán beneficiar las empresas del sector como una nueva línea de avales de créditos ICO por 10.000 millones de euros para cubrir necesidades de liquidez provocadas por el aumento temporal del coste de la energía y los combustibles. O un nuevo Plan Nacional de Ciberseguridad con más de 150 actuaciones esenciales, dotado con más de 1.000 millones de euros.

También se pone veto a los despidos; se limitan las revisiones de las subidas de los precios de los contratos de alquiler de vivienda al 2% en los próximos tres meses; y se aumenta del 15% en la cuantía del Ingreso Mínimo Vital (IMV) para llegar a más familias vulnerables.

Etiquetas:

gasolina

Y además

Buscador de coches