Pasar al contenido principal

Se vende el Porsche 911 Carrera Targa de Tom Cruise por 86.000 dólares

Porsche 911 Carrera Targa (1986) de Tom Cruise
Bring a Trailer

El actor lo compró nuevo en 1986

¿Cuánto pagarías por un coche ‘de cine’? No, el Porsche 911 Carrera Targa que ves en las imágenes no ha protagonizado ninguna película, pero fue durante un tiempo el coche personal de Tom Cruise y ahora acaba de ser vendido por 86.000 dólares.

Se trata de una unidad de 1986 y ha aparecido recientemente en el portal ‘Bring a Trailer’, donde fue vendido finalmente este pasado lunes. Desde que fue fabricado, ha pasado por multitud de dueños, pero el hecho de que una vez fuese utilizado por el protagonista de ‘Misión: Imposible’ ha atraído mucha atención de posibles compradores.

Según se señala en la descripción del coche, el conocido actor compró este deportivo en abril de 1986, año en el que protagonizó la aclamada película ‘Top Gun’. Sin embargo, solo lo utilizó hasta 1987, cuando decidió venderlo por alguna razón. Así, varias personas han poseído este coche, aunque su último dueño lo ha mantenido consigo desde el año 2012.

Más allá de la peculiaridad de su primer dueño, el coche no deja de ser un 911 Carrera Targa como cualquier otro, pero su buen estado también ha sido un buen punto a su favor. Y es que en 2020, esta unidad recibió una completa restauración en la que incluso se le proporcionó un nuevo motor y la caja de cambios fue reconstruida. 

Así, su seis cilindros bóxer de 3,2 litros suma ahora unos 800 km recorridos y su anterior dueño recorrió unos 14.000 km, pero se desconoce qué distancia recorrió antes porque se cambió el cuentakilómetros. En cualquier caso, es muy probable que pueda recorrer muchos más a partir de ahora.

Por otro lado, el coche presenta todas las cualidades que definen a una variante que Porsche presentó en los años 60 y que en cierto modo homenajea a la mítica carrera Targa-Florio. Además de su clásica carrocería con la zona central del techo desmontable, incluye las tradicionales llantas Fuchs de 16", faros de la versión de Europa -las regulaciones de EE.UU. obligaban a instalar otras luces- interior de cuero y sistema de sonido Blaupunkt Monterey con conexión bluetooth y cubierta de cassette para no romper la estética del habitáculo. En definitiva, una joya de Stuttgart que en cierto modo es también un pequeño trozo de la historia de Hollywood.

Y además

Buscador de coches