Pasar al contenido principal

Giannini 350 GP4, un Fiat 500 'dopado' con 350 caballos

Pequeño (solo en el tamaño), pero matón

Imagen de perfil de Javier Prieto

El brutal Giannini 350 GP4 llega para reírse de los que dicen que el tamaño sí importa. Porque la última creación del genial preparador italiano se presenta en un pequeño frasco de esencias... estéticas y mecánicas. Tomando como base un 'sencillo' Fiat 500, Giannini lo ha hormonado hasta convertirlo en un misil de 350 jacos. Sí, sí, has leído bien. Un utilitario con tres-cien-tos cin-cuen-ta ca-ba-llos

Tiene tal 'físico' que parece recién salido de un concurso de culturismo. ¡Qué forma de sacar músculo y ensanchar! En el aspecto exterior, el Giannini 350 GP4 destaca por... todo lo que se ve y lo que no. Pero especialmente resaltan sus sobredimensionadísimos pasos de rueda que albergan un calzado descomunal. Los toques de fibra de carbono en el difusor trasero, splitter y retrovisores, le añaden un toque aún más racing, si es que eso es posible. Según nos cuentan, el corazón de la bestia mantiene el propulsor 1.75 Turbo del Alfa Romeo 4C, pero en el tren delantero. Su paso en curva -y recta- es ahora más eficaz que su versión anterior, el Giannini 350 GP 'a secas'. Esto se debe en gran medida a la tracción integral que lo lleva sobre raíles.  

Asimismo monta unos frenos Brembo con pinzas de seis pistones en las ruedas delanteras que junto a la suspensión push-road, le dan el toque final al diminuto proyectil. Ahora viene lo doloroso, el precio. Si quieres disfrutar con las atómicas prestaciones del Giannini 350 GP4, tendrás que soltar 150.000 euros. 

 

Lecturas recomendadas