Pasar al contenido principal

Los Nissan deportivos más icónicos de la historia

Nissan Skyline GT-R R34
Nissan Skyline GT-R R34.

Nissan es una de las marcas de coches JDM más conocidas del mundo, y han sido muchos los coches que han dejado para el recuerdo.

Los coches japoneses y el estilo JDM conquista adeptos por todo el mundo, y una de las principales referencias de la automoción nipona es Nissan. Fundada en Yokohama en 1933, ha devenido en una de las compañías con mayor volumen de ventas del mundo, y con marcas secundarias de tanto renombre como Datsun o Nismo.

Actualmente, algo menos del 50% de sus acciones pertenecen a Renault, y ambas forman una alianza de colaboración muy estrecha aún manteniendo firmemente su independencia una de la otra, lo cual no es algo común en la industria de la automoción.

Estos son algunos de los mejores swaps de motor del mundo

En definitiva, casi 90 años de historia que han dado para muchísimos vehículos, y sobre todo coches deportivos. En esta lista, repasamos los más icónicos.

Nissan Fairlady Z | Datsun Serie Z

Datsun 240Z Edición Aniversario
Datsun 240Z Edición Aniversario.

Nissan

El Fairlady Z fue una serie de coches deportivos de motor delantero con un largo capó producidos entre 1969 y 1978. Datsun es la marca con la que Nissan aterrizó en el mercado estadounidense, en una práctica muy común en Japón (véase Honda y Acura).

Su historia no duró mucho. Apenas unos años en los que otros coches similares como el Toyota 2000GT aparecieron, pero la popularidad de los pequeños deportivos descendió en favor de los incipientes GT, por lo que finalmente la línea estética y de motores terminó desapareciendo y evolucionando.

Si bien, actualmente son coches muy cotizados como clásicos. Muchas unidades del Nissan Datsun 240Z sobrepasan fácilmente los 40.000 euros en el mercado de ocasión y las subastas, por ser un icono atemporal con un diseño realmente rompedor para los tiempos actuales.

Nissan 300ZX | Fairlady Z

A la izquierda, Nissan 300ZX Z31
A la izquierda, Nissan 300ZX Z31, junto a los antiguos Fairlady Z (derecha).

Nissan

El Nissan 300ZX es uno de esos deportivos que todo el mundo querría (y podría) tener. Aunque en los últimos años, están subiendo mucho de precio. Se trata de la evolución de la serie Fairlady Z citada anteriormente, y el golpe definitivo al mercado de los deportivos por parte de Nissan.

En 1983 llegó la primera generación del nuevo 300ZX, la versión Z31. Contó con un motor de 6 cilindros en línea turbo RB20DET (sí, te suena a los GT-R y con razón), y otra motorización V6 con turbos Garret T3 que generaron entre 162 CV y 231 CV. Como curiosidad, no era común que estos coches turbo tuviesen intercooler, pero en la versión "Jet Turbo" con el motor VG20ET V6, sí lo llegó a montar.

Incorporaba faros retráctiles, techo targa, una estética similar a la de los primeros Datsun pero más agresiva, y una configuración de asientos GT 2+2. Actualmente es difícil encontrarlos, y se acercan a los 15.000 euros en unidades bien conservadas.

Los motores japoneses que dominaron la escena JDM de los 90'

Sin embargo, la clave llegó con el 300ZX Z32, la evolución producida entre 1990 y el año 2000. Su estética fue mucho más afinada y aerodinámica, prescindiendo de faros retráctiles y el techo targa (aunque contó con una versión convertible).

Además, contó con dos motorizaciones: un V6 DOHC (doble árbol de levas en cabeza por bancada de cilindros) de 3,0 litros atmosférico con 225 CV o la versión biturbo del mismo bloque con 304 CV y 384 Nm de par máximo, utilizando turbocompresores Garret T25. En esta última versión, fue capaz de batir el 0 a 100 km/h en solo 5,9 segundos y alcanzar una velocidad punta de 249 km/h.

Un coche que vivió la edad dorada de los años 90' en Japón, enfrentándose a otras bestias como el Toyota Supra MK.4, el Mazda RX-7 o los Honda Prelude. Actualmente se pueden encontrar a partir de los 10.000 euros, y es un coche estilo JDM genial para empezar un buen proyecto y disfrutar de su deportividad.

Nissan Silvia

Nissan Silvia S15
Nissan Silvia S15.
RossTangye

El Nissan Silvia es un deportivo producido entre 1964 y 1968, y más tarde entre 1974 y 2002. Obviando las primeras (y preciosas) versiones, las últimas versiones del Nissan Silvia, con la S13, S14 y S15, son las más conocidas. También se las puede encontrar denominadas como 200SX en Japón o 240SX en Estados Unidos

Se trata de coches de tracción trasera, atmosféricos y turbocargados con mucha potencia. La última versión de esta línea de coches, el Silvia S15, montó el famoso motor SR20DET de 4 cilindros en línea turbo de 2,0 litros.

Debido al genial chasis con el que cuentan, su potencia (que llegó a alcanzar los 250 CV) y la estética que desarrolló, es uno de los coches más usados en el mundo del drifting actualmente, debido a su facilidad de modificación y potenciación.

Nissan Skyline GT-R

VÍDEO: la restauración de este Nissan Skyline GT-R R32 es una obra de arte
Nissan Skyline GT-R R32.

Seguramente, la familia de coches deportivos más conocida del mundo. Los Nissan Skyline GT-R comenzaron a producirse en 1957 con el Prince Skyline, pasando por muchas generaciones memorables como los Hakosuka (tercera generación), el primer GT-R de 1973 o el Nissan Skyline GT-R R34.

Esta última versión es la más conocida, gracias a la saga de películas Fast and Furious, ya que fue el coche usado por Paul Walker. Incorporó la última evolución del famoso motor RB26DETT de 6 cilindros en línea biturbo de 2,6 litros.

¿Por qué es tan popular el Toyota AE86 Hachiroku?

Ya con la versión R32 debutó este famoso motor, muy fácilmente potenciable y siguiendo la estela de otros legendarios bloques japoneses, como el 2JZ-GTE de Toyota. Actualmente, los Skyline son clásicos enormemente caros, que pueden llegar a superar los 100.000 euros en las versiones R34.

Hoy en día, el Nissan GT-R R35 es la última versión de la familia, con un motor de 6 cilindros en línea biturbo que genera entorno a 600 CV y está a la venta a partir de 111.290 euros.

Nissan 350Z y Nissan 370Z | Series Fairlady Z modernas

Nissan 350Z
Nissan 350Z.

Son los coches deportivos más modernos de la marca junto al Nissan GT-R R35. Los Nissan 350Z y Nissan 370Z son las versiones Z33 y Z34 respectivamente de la línea Fairlady Z ya citada.

Se trata de dos coches con una estética muy similar pero enfocada a segmentos de precio diferentes. El 350Z se produjo entre 2002 y 2009 sobre plataformas coupé y roadster. Cuenta con tracción trasera y motor central-delantero en dos versiones atmosféricas: VQ35DE de entre 280 CV y 304 CV, y el bloque VQ35HR de 310 CV.

Es un coche realmente rápido, con un 0 a 100 km/h en solo 5,7 segundos, y muy apreciado en la cultura urbana por su estética, opciones de personalización con kits como los de Pandem y su clara inclinación mecánica por el drifting.

Los Porsche 911 estilo JDM de RWB (RAUH-Welt Begriff) y Akira Nakai san

En el caso del Nissan 370Z, se produjo desde 2008 hasta 2020 en versiones coupé y roadster con un motor V6 DOHC a 60º VQ37VHR de 3,7 litros que alcanzó los 350 CV y 374 Nm de par.

Su mecánica y concepción fue muy similar a la del Nissan 350Z, con mejoras de chasis, suspensión y comportamiento en curva. Es más ligero y bajo el mismo consumo, consigue una mayor potencia.

En su versión Nismo, el motor fue elevado hasta los 430 CV con diversas modificaciones, alcanzando el 0  a 100 km/h en solo 5,2 segundos. Es un vehículo muy cotizado actualmente por su escasa producción, aunque mucha gente se inclina por el 350Z debido a su inferior precio (menos de 18.000 euros) sin una pérdida drástica de prestaciones.

Y además

Nuestros mejores vídeos