Pasar al contenido principal

¿Tienes una furgoneta? Es muy probable que la Guardia Civil te pare en un control esta semana

Imagen de perfil de Marta Sanz
Distancia seguridad DGT

Puede parecer extraño que la Dirección General de Tráfico se dedique a vigilar con mayor precaución unos vehículos que otros, pero no todos se conducen igual. Hablamos de las furgonetas que durante esta semana estarán bajo el punto de mira

La "culpa" la tienen las estadísticas que señalan que ha habido un aumento considerable de accidentes con víctimas en los que estaba implicada una furgoneta. En concreto, el porcentaje de accidentes en los que había al menos una furgoneta implicada ha pasado de ser de un 8,6% en 2013 a un 11% en 2018.

Las furgonetas estuvieron implicadas en 2018 en 10.844 accidentes con víctimas, en los que fallecieron 234 personas y 81 eran los ocupantes de las furgonetas, mientras que el número restante era ocupantes de otros vehículos o peatones. Con estas cifras no parece tan extraño que la DGT vigile más de cerca estos vehículos. 

Durante estos días hasta el jueves 31 de octubre, las furgonetas estarán bajo vigilancia, se intensificarán los controles para evitar que las accidentes sigan aumentando. A partir del jueves la vigilancia estará centrada en el aumento del tráfico por culpa del puente del 1 de noviembre. 

Pero a lo largo de estos cuatro primeros días de la semana se establecerán puntos de control en las carreteras, sobre todo en las convencionales, que son donde las furgonetas tiene un mayor índice de siniestralidad, así como en zonas próximas a centros comerciales, polígonos industriales y lugares de carga y descarga, como es obvio.

En esos controles, se tendrá en cuenta todo tipo de infracciones que se detecten, desde la velocidad a la que se circula, la documentación del vehículo y del conductor, la carga transportada, si los conductores conducen con presencia de alcohol y drogas, o si se ha pasado la correspondiente Inspección Técnica de Vehículos (ITV).

Furgoneta

Para conducir una furgoneta se requiere el mismo tipo de carnet que el de un turismo, pero las condiciones no son las mismas. Estos vehículos son de mayor tamaño, transportan un peso mayor, hasta 2 ó 3 veces más elevado que el de un turismo, una carga que además debe ir sujeta de una manera determinada.

Por otro lado, el uso que se hace de estos vehículos es similar al de los camiones, con largos recorridos y muchas horas al volante para cubrir toda la ruta de recogida y entrega de la mercancía. Sin embargo, los conductores de las furgonetas no cuentan con tacógrafos o limitadores de velocidad que controlen el tiempo que pasan al volante y las condiciones, lo que también puede ser peligroso para la seguridad vial. 

Así, existen una serie de factores que aumentan el riesgo de accidente, como el hecho de tener menos campo de visión debido al tamaño del vehículos y que sea necesario extremar la precaución al volante. 

Y además