Pasar al contenido principal

BMW #NEXTGen 2020: La movilidad eléctrica del futuro ahorrará más de 10 millones de toneladas de CO2

  • BMW ha puesto todo su potencial físico y humano para desarrollar el motor eléctrico del iNEXT
  • En Alemania, el fabricante ha creado un triángulo perfecto en el que se diseñan, fabrican y prueban las celdas de batería de sus futuros modelos eléctricos, entre ellos el iNEXT
  • La tecnología que allí se desarrolla se empleará también en el BMW i4. Ambos modelos llegarán al mercado en 2021
  • Descubre más historias inspiradoras y vídeos únicos en el especial BMW #NEXTGen 2020.
Ofrecido por Especial BMW #NEXTGen2020

Para BMW, fabricar un coche eléctrico no es algo nuevo. A sus espaldas, muchos años de experiencia que han dado forma a modelos referencia en el mercado como el BMW i3 y el BMW i8. La gama enchufable de la casa bávara cuenta también con referencias híbridas e híbridas enchufables. Tan seguros están de que la movilidad eléctrica es la movilidad del futuro (y un trocito del presente) que se aventuran a contar que para 2030 la mitad de los BMW en circulación serán eléctricos o híbridos enchufables.

BMW escribirá en 2021 un nuevo capítulo en su historia eléctrica con el lanzamiento del BMW iNEXT. Para que llegue ese momento, la marca está poniendo todos sus esfuerzos físicos y humanos para dar forma al corazón de sus próximos modelos eléctricos: las celdas de batería.

El mapa de la movilidad eléctrica de BMW tiene forma triangular, con puntos estratégicos en Múnich, donde está desarrollando la próxima generación de celdas de batería. Estas se fabrican en la planta piloto de Parsdorf de donde vuelven a Múnich para demostrar su fiabilidad en el banco de pruebas del sistema eDrive.

En el centro de la estrategia de electromovilidad de BMW está conseguir el equilibrio perfecto entre rendimiento y alcance. Este es el objetivo de la quinta generación de la tecnología eDrive de BMW, que se utilizará en el BMW i4 y BMW iNEXT. Una tecnología que no solo permitirá hacer rutas largas sino que además sean más sostenibles. Solo se utiliza electricidad renovable en todas las etapas de producción. 

BMW prevé que el cambio a la energía verde ahorrará alrededor de diez millones de toneladas de CO2 durante la próxima década. Aproximadamente la cantidad de CO2 que genera una ciudad del tamaño de Munich cada año.

Buscador de coches