Pasar al contenido principal

Prueba del Skoda Octavia RS iV: ¡a que te enchufo!

Prueba del Skoda Octavia RS iV
8 10

Nuestro veredicto

¡Como me gusta el picante! Y la firma checa sabe aplicarlo a la perfección como si se tratase del mejor chef indio. Para ejemplo, un  ̶P̶o̶l̶l̶o̶ ̶T̶i̶k̶k̶a̶ ̶M̶a̶s̶a̶l̶a̶ botón: la prueba del Skoda Octavia RS iV.

Quizás te preguntes qué significa ese 'iV' del nombre. Pues te lo resumo en una palabra: electrificación. Y es que esta nueva generación del RS es híbrida enchufable

Se trata del primer PHEV de la familia RS en los más de 125 años de historia de la marca. Podrás diferenciarlo del resto de la gama RS -existe una versión de gasolina 2.0 TSI de 245 CV y una diésel 2.0 TDI de 200 CV- en la tapa del cargador eléctrico situado en la aleta delantera izquierda. Bueno, y en los gráficos del cuadro de instrumentos... ¡punto! Del resto de la gama Octavia, en las luces antiniebla LED, que son específicas como el faldón delantero. Éste, la parrilla, las tomas de refrigeración, el difusor trasero y el alerón posterior vienen bañados en negro -en el familiar, el spoiler viene en el mismo color que la carrocería-. No puedo ni quiero olvidar las llantas de aleación negras de 18 pulgadas, que son de serie -opcionales, las de 19"- y que cubren unas pinzas de freno en color rojo.

Prueba del Skoda Octavia iV: ahora híbrido enchufable

Que en el interior se respire un ambiente racing se encargan los asientos semibacquet con el logo RS en el respaldo. Da igual si son los de tela como los de la unidad de prueba del Skoda Octavia RS iV o los opcionales con tapicería de cuero y Alcántara. También pone su granito de arena el volante deportivo de tres radios -en lugar de dos como el modelo base- tapizado en piel, la piel vuelta y las molduras del salpicadero y el pedalier en aluminio.

Prueba del Skoda Octavia RS iV

Lo que no cambia en esta versión es el espacio a bordo para los ocupantes, muy destacado para las piernas como para la cabeza. El del maletero en este Skoda pierde capacidad debido a la instalación del sistema eléctrico, pasando de 600 a 450 litros, en el caso de la berlina, y de 640 a 490 litros, en el familiar. Aún así, me parece un hueco destacado, independientemente de la carrocería, y lo bueno es que por sus formas regulares es muy aprovechable.  

El Octavia RS PHEV equipa un motor de gasolina 1.4 TSI de 150 CV y uno eléctrico de 115 CV, con lo que trabajando en conjunto consiguen 245 CV y 400 Nm de par

La prueba el Skoda Octavia RS iV ha consistido en una breve toma de contacto de 20 kilómetros por Madrid, pero a pesar de la distancia, he podido sacar las primeras impresiones. La primera es que esas cifras anteriormente citas, en marcha, se notan. Es pisar el pedal derecho e instantáneamente el coche sale catapultado. Si eliges el modo Sport, puede acelerar de 0 a 100 km/h en 7,3 segundos -por los 6,7 de las versiones sin hibridación-.

En curva se muestra bastante firme. Las afronta bien, sin ningún problema, pero imagino que las versiones no electrificadas lo harán mejor al ser bastante menos pesadas -la batería suma unos 250 kg-. 

Prueba del Skoda Octavia RS iV

Lo que no me ha terminado de convencer es el sonido artificial del motor. ¡Eh! Pero echa el freno antes de decir nada... Lo bueno es que en el modo Individual puedes poner todo en Sport y desactivar esta función. 

Opinión: ¿es el Skoda Octavia RS la mejor berlina deportiva?

Me sigue pareciendo extraño que un RS pueda circular durante unos 60 kilómetros en modo totalmente eléctrico, y con etiqueta 0 en el parabrisas. Lo siento, es raro -también en su día me pareció fuera de lo común que el BMW M3 E92 adoptase star-stop, y ya lo veo normal hasta en el Porsche 911 Turbo S-. Eso sí, el ahorro de dinero en el día a día es considerable. También la tranquilidad que te da el circular en silencio, y más aún en un día de atasco después de una larga jornada laboral. Pero llámame loco, o petrolhead; seguro que me quedo con el RS de gasolina, puro, sin aditivos eléctricos. En cambio, si tuviese que elegir entre el Skoda Octavia normal -sin el logo RS en la trasera- o el híbrido enchufable, sí optaría por la versión PHEV.

Prueba del Skoda Octavia RS iV

El Skoda Octavia RS iV con carrocería berlina tiene un precio de partida de 40.540 euros, 38.100 con campañas y 35.800 euros con financiación. Si se trata del familiar, la cantidad asciende a 41.200 euros, 39.500 con campañas y 37.200 financiado. Sea cual sea la elección, el RS me parece un auténtico cochazo.

  • Tipo de Motor

    Híbrido enchufable

  • Cilindrada

    1.395 cc

  • Par motor

    400 Nm / -

  • Potencia Conjunta

    245 cv /6.000 rpm

  • Cambio

    Automático

  • Tracción

    Delantera

  • Capacidad maletero

    1555 L

  • Aceleración 0-100

    7,3 s

  • Velocidad máxima

    225 km/h

  • Consumo oficial

    1,2 l/100km

  • Precio

    41.240

  • Garantía

    2 años

  • Tipo de combustible

    -

Ver otros acabados de Škoda Octavia Todo sobre Škoda Octavia

Buscador de coches

Y además