Un BMW M5 de 830 CV (y naranja) construido por un tunero

Carbonfiber Dynamics crea un BMW con más potencia que un Ferrari F12tdf. Oh, yeah.

120 años de ABT: el preparador de coches más antiguo del mundo.

¿Cuánto es demasiado? Cuando tienes lo que necesitas (y necesitar no es lo mismo que desear), cualquier cosa que añadas ya es excesiva, ¿no crees? Un buen ejemplo es este M5 naranja, tuneado (perdón, puesto a punto) por los chicos que trabajan en Carbonfiber Dynamics, con fama por sus preparaciones de coches.

Como diría cualquier ser humano digno, 560 CV equivalen a un cortacésped en el mundo del tuning de altas prestaciones. Así que lo que necesitas de tu superdeportivo con motor V8 es todavía más potencia, más incluso que la que ofrece un Ferrari F12tdf.

El único dato técnico que han facilitado sobre este BMW M5 preparado y ridículamente naranja es que se ha actualizado el sistema biturbo y se ha añadido un nuevo escape. Sospechamos que se ha modificado también la centralita, con el fin de elevar el ya bastante potente propulsor del modelo hasta los 830 CV. Es suficiente, según Carbonfiber Dynamics, para pasar de 0 a 200 km/h en sólo 10 segundos. También nos han prometido mucho ruido; específicamente, un “sonido deportivo y electrificante”. Mmmm.

Vamos al color. Es como si todo el naranja disponible en el planeta tierra hubiera sido empleado en este M5. Se llama “Naranja Fuego”, la misma tonalidad que mostraban los antiguos M3 GTS (uno de los héroes de Top Gear). Suma unas llantas Vosse de 21 pulgadas y, otra vez, un poco más de naranja. Por suerte, te deja ver los múltiples elementos en fibra de carbono que han sido añadidos a este BMW: un nuevo labio frontal, pontones laterales y un spoiler recién estrenado. Si te gusta, el preparador tiene un kit similar para el M4 y el M6, con el fin de que los otros integrantes de la familia M no se lo pierdan.

No se ha dado un precio para el BMW M5 de Carbonfiber Dynamics, pero si quieres preguntar, ya sabes, bla, bla, bla…

Extrañamente, nos gusta. Quizá hemos estado mirando esa pintura durante un tiempo excesivo. Así que, cuéntanos: ¿es demasiado un vehículo más potente y estridente que los que la división M saca de su propia factoría?

Lecturas recomendadas