Pasar al contenido principal

Alfa Romeo 164 Proteo: la joya olvidada de Walter de Silva

Alfa Romeo 164 Proteo

Y estuvimos a punto de verlo en la calle...

Una marca como Alfa Romeo ha lanzado muchos coches interesantes en el transcurso de su historia y en los años 90 estuvieron a punto de comercializar uno bastante peculiar, pero que finalmente cayó en el olvido. Así era el Alfa Romeo 164 Proteo.

Nos remontamos al año 1991, cuando la firma italiana decidió presentar en el Salón de Ginebra este concept. Como su nombre indica, estaba basado en la berlina 164 que se vendía por aquel entonces, aunque las formas de su carrocería recordaban al inconfundible SZ. No obstante, este descapotable tenía un estilo propio con un frontal más bajo y unas líneas más suaves.

Walter de Silva fue el artífice de este diseño, que contaba con algunos atributos que posteriormente se vieron en el GTV y su versión cabrio. En aquel momento, el diseñador estaba a la cabeza del ‘Centro Stile’, el centro de diseño del Grupo Fiat. No obstante, años después pasaría por marcas como Seat -donde se ocupó de su nueva imagen a finales de los 90- o Audi.

El aspecto del 164 Proteo era llamativo, pero no tan rompedor como en algunos otros prototipos que se han dado a conocer en ocasiones. Su principal punto diferenciador era el techo duro descapotable, algo que no empezó a popularizarse hasta el Mercedes SLK de 1996, por lo que esto era casi una visión de futuro cinco años antes.

En conjunto, más allá de las peculiares líneas y de las llantas extremadamente noventeras -que en cierto modo pueden recordar al recién lanzado Dodge Viper de aquel año-, el exterior era relativamente convencional, así como el interior. El habitáculo era sencillo y estaba en la línea de los modelos de la marca, especialmente con detalles como los botones de la consola central.

Alfa Romeo 164 Proteo

Eso sí, donde sí había detalles interesantes era en aspectos como su mecánica. El motor del Alfa Romeo 164 Proteo era un V6 de 3 litros proveniente del SZ que ofrecía 260 CV, los cuales se transmitían a las cuatro ruedas. Así, llegaba a alcanzar los 250 km/h. Por otro lado, en materia de manejo se incluía un sistema de dirección a las cuatro ruedas, lo cual era muy revolucionario para la época.

En definitiva, este era un coche con algunos detalles peculiares, pero en conjunto era bastante comedido para ser un prototipo y puede que os estéis preguntando por qué. Lo cierto es que, al contrario que otros concept, este estaba destinado a la producción en serie y ya se había preparado con ese fin.

Según mencionó en 1991 Giovanni Battista Razelli, entonces director ejecutivo de Alfa Romeo, se iban a producir una cantidad limitada a 2.000 unidades del 164 Proteo. Hasta ese momento, fabricaron tres prototipos, pero por razones que se desconocen no se llegó a fabricar ninguna unidad de producción y este descapotable jamás se llegó a comercializar.

Alfa Romeo 164 Proteo en el museo de la marca

De esta forma, poco a poco el Proteo cayó en el olvido y la única referencia al respecto que se mantuvo temporalmente fue una pintura opcional de la marca llamada ‘Rosso Proteo’. Era el mismo tono que el que mostraba este concept y se pudo ver en modelos como el 166.

¿Y qué pasó con los prototipos fabricados? En la actualidad solo queda uno de ellos en el museo de la marca situado en la localidad italiana de Arese, en Milán. Dónde han acabado los otros dos nadie lo sabe, quizás se hayan destruido o puede que estén ocultos en algún lugar. Puede que algún día tengamos la respuesta.

Y además

Buscador de coches