Pasar al contenido principal

Los dos prototipos demenciales del Civic Type R: ¡hasta 405 CV!

Honda Civic OveRland frontal
Como si no fuera lo suficientemente llamativo o potente...

Los preparadores de coches nos sorprenden de vez en cuando con alguna creación loca. Pero lo que han hecho con el Honda Civic Type R es más que eso. Y eso que parecía que Honda había creado la máquina definitiva con el Civic Type R. Un coche capaz de poner los pelos de punta al mismísimo Volkswagen Golf R.

Sin embargo, lo que ha surgido de la colaboración entre la firma nipona y Team Dynamic Motorsports no es de este mundo. Se trata de una máquina completamente demencial. Y eso sin tener en cuenta al fabricado por Ralf Hosier Engineering. Un coche que, básicamente, es un Honda Civic Type R (prueba) que podría enfrentarse sin despeinarse al Dakar.

Un Honda Civic con 405 CV. ¡Casi nada!

Honda Civic OveRland trasera

Empecemos por el más bestia. Parece que la división británica de Honda ha decidido que el Civic Type R, con sus 320 CV de potencia, no es lo suficientemente potente o llamativo. Y por eso se puso en contacto con Team Dynamic Motorsports, responsables por cierto de lo que pasa en el equipo de Honda que participa en el Campeonato Británico de Turismos. Es decir, experiencia, tienen.

Según la marca nipona, las modificaciones hechas son "ligeras". ¡Y unas narices! Se han realizado cambios en la electrónica del vehículo, se le han instalado unas llantas de 19 pulgadas envueltas en unos neumáticos Dunlop y también cuenta con nuevos frenos y un nuevo sistema de suspensión. Eso sin contar los 405 CV y el par motor máximo de 500 Nm que ahora desarrolla. Vamos, que a su lado un Type R de serie es todo un corderito.

Y ahora, el crossover

Honda Civic OveRland

Y si el anterior es el más bestia, este casi podríamos decir que no cabía ni en nuestra imaginación... hasta que lo hemos visto. Recibe el nombre de Honda Civic OveRland y ha sido creado por Ralf Hosier Engineering. Es una mezcla entre el Honda Civic Type R que todos conocemos y un Monster Truck. Eso sí, el motor al menos no lo ha tocado, y sigue con su bloque de gasolina 2.0 turbo de 320 CV y un par motor máximo que llega hasta los 400 Nm ya a las 2.500 rpm. Que tampoco es que le haga falta mucha más chicha.

En donde sí que ha recibido un cambio radical ha sido en su estética. Se puede decir que ha hecho un guiño a las versiones 'Safari' de otros coches deportivos. En definitiva, se ha aumentado de forma excesiva la distancia al suelo, se le han instalado unos neumáticos especiales firmados por BF Goodrich con unas llantas de 18 y se le ha cambiado la amortiguación para que pueda superar cualquier tipo de obstáculo... y que sus ocupantes no se dejen la espalda en el intento.

 

Y además

Buscador de coches