Pasar al contenido principal

Lamborghini Urus: ¿de verdad merece la pena pagar tanto por él?

Pues hombre, no está mal del todo, pero...
Lamborghini Urus

Hemos de reconocerlo. Lamborghini ha sacado en los últimos meses uno de los SUV más impresionantes que recordamos. El Urus promete dejar de sobar esa expresión de SUV deportivo' para darle un significado mucho más realista. Es un coche que puede presumir de tener un comportamiento verdaderamente radical, pero envuelto en la carrocería de un todoterreno. Sí, es un sinsentido. Pero nos encanta. Ahora bien, ¿vale un Lamborghini Urus lo que cuesta? Es algo subjetivo, pero costar, cuesta muy caro...

¿Es justo el precio del Lamborghini Urus?

Para determinar si nos parece justo o no el precio del Lamborghini Urus, lo más importante para saberlo es qué nos ofrece a cambio de esos más de 200.000 euros que cuesta. Ojo, porque es una pasta. Lo primero que debes saber es que has de tener un garaje tremendamente amplio, porque este coche es un auténtico mastodonte. Mide 5,11 m de largo, pero eso no es lo 'peor'. La cuestión es que al ser tan deportivo (y espacioso, por qué no decirlo), su anchura llega hasta los 2,02 m. La altura no es para tanto, con 1,64 m.

Como digo, su habitáculo tiene bastante amplitud; y aunque detrás hay sitios homologados para tres pasajeros, yo te recomiendo encarecidamente que si tienes lo que hay que tener para comprarte uno (es decir, mucho dinero), viajen dos personas en la fila trasera. El maletero es tremendo y tiene una capacidad que supera con creces los 600 litros. Siempre que no abatas las plazas de detrás, en cuyo caso esta cifra aumenta hasta los casi 1.600 litros. Puedes ir a la compra con él, y de viaje con tu familia. Check.

Lamborghini Urus

Pero bueno, al fin y al cabo es un Lamborghini. Así que el Urus también será susceptible de dar unas cuantas vueltas en el circuito, ¿no? ¡Pues claro! Has de saber que el SUV de Lambo es un habitual en el circuito de Nürburgring. Normal, con su motor 4.0 V8 de 650 CV le da para mover sus más de 2.250 kg muy rápido. Tanto que acelera de 0 a 100 km/h en poco más de 3 segundos y que supera los 300 km/h de velocidad punta. Así que sí, solo podrás sacarle todo su potencial en un trazado preparado para correr.

Y para terminar, tenemos el diseño. Es el típico lenguaje de la última generación de Lamborghini, y si algo deja claro es que es muy agresivo. Pero esto ya es una cuestión subjetiva. Por supuesto, dentro puedes esperarte los últimos adelantos tecnológicos y una calidad de materiales a la altura de este unicornio con ruedas. Y a ti, ¿qué te parece? ¿Piden el precio correcto por él?

Y además