Pasar al contenido principal

Estos son los tres coches híbridos que menos se rompen en España

Un buen coche híbrido para el día a día

Álex Aguilar

La fiabilidad es un aspecto clave a la hora de comprar un automóvil: que éste no tienda a averiarse y evite así pasos por el taller innecesarios supone ahorros de tiempo y dinero importantes. Hoy nos centramos en los modelos electrificados que más destacan en esta área: estos son los tres coches híbridos que menos se rompen en España.

Según los datos del último informe de la OCU al respecto, son las marcas japonesas las que más destacan en este aspecto: Lexus ocupa la primera posición en cuanto a vehículos fiables, seguida por Subaru y Toyota, que completan el podio. Como curiosidad, las dos que siguen a este trío son coreanas: Hyundai y Kia.

El informe detalla los coches más fiables por combustibles y, en lo que nos atañe hoy, los híbridos, los modelos más destacados son estos tres: el Lexus IS de 2013, el Toyota Corolla de 2018 y el Toyota RAV-4 de entre 2013 y 2018. 

Según los datos obtenidos, además, son los híbridos de gasolina los que concentran el mayor número de modelos con mejores resultados de fiabilidad: 10 de ellos superan el 95 de valoración.

Lexus IS (2013)

los tres coches híbridos que menos se rompen en España

La berlina media de Lexus lleva años postulándose como una alternativa a tener en cuenta para los modelos de las marcas premium clásicas alemanas. 

En 2013 llegaba prácticamente el final de su versión gasolina, denominada como ‘250’ y con un motor V6 de 208 CV, quedándose únicamente la variante híbrida, que es la que le ha hecho entrar en el top de fiabilidad.

Ésta, la ‘300h’, combinaba un motor gasolina 2.5 tetracilíndrico de 181 CV con uno eléctrico de 143 CV, consiguiendo una potencia conjunta de 223 CV. Era capaz de acelerar de 0 a 100 km/h en 8,3 segundos, alcanzar una velocidad máxima de 200 km/h y, en función del acabado, homologaba un consumo medio de unos 4,3 l/100 km.

Toyota Corolla (2018)

los tres coches híbridos que menos se rompen en España

Es el MY (Model Year) de 2018, pero se trata de la generación del Corolla que se vende todavía a día de hoy, así que a priori el compacto japonés debería seguir teniendo unos altos índices de fiabilidad.

Como es habitual en Toyota, se comercializa exclusivamente con motorizaciones híbridas, concretamente con dos distintas. La de acceso combina un motor gasolina 1.8 con un motor eléctrico de 53 kW para desarrollar una potencia de 122 CV, mientras que en la superior el bloque térmico es un 2.0, el eléctrico de 85 kW y la potencia conjunta de 180 CV.

El primero es algo más lento, con una aceleración de 0 a 100 km/h en 10,9 segundos, pero el superior es capaz de completar el sprint en 7,9 segundos. Además, según el acabado, homologan respectivamente unos consumos de 4,5 y 5,2 l/100 km. Es un modelo bastante versátil que se comercializa en carrocerías de cinco puertas, sedán y familiar.

Toyota RAV-4 (2013-2018)

los tres coches híbridos que menos se rompen en España

Cierra el podio otro modelo del grupo Toyota, en esta ocasión un SUV que actualmente se vende incluso en una versión híbrida enchufable, pero que en el periodo que le ha llevado a este puesto destacado en el informe de fiabilidad se vendía como híbrido autorrecargable (además de en versiones térmicas puras).

Esta variante HEV combinaba un motor gasolina 2.5 tetracilíndrico de 152 CV con dos motores eléctricos, unos de 143 CV y otro de 68 CV, consiguiendo en conjunto 197 CV de potencia. Gracias a ello aceleraba de 0 a 100 km/h en 8,3 segundos y alcanzaba los 180 km/h de punta, homologando además (en función del equipamiento) un consumo de unos 5 l/100 km.

Y además

Buscador de coches