Pasar al contenido principal

La guía de concepts de Top Gear: el Audi Avus quattro

Hoy, en nuestra mirada al pasado de coches que pudieron ser y no fueron, te traemos el Audi Avus quattro. El antepasado de 1991 del mismísimo Audi R8.

Quizás no sabías que antes del espectacular Audi R8 V10 hubo un coche que allá por 1991, ya anticipaba lo que querían hacer los alemanes con sus deportivos. Te hablo del Audi Avus quattro.

Un vehículo sorprendente que supuso el primer intento de la firma de los cuatro aros de crear un verdadero superdeportivo con el motor en posición central trasera, tracción a las cuatro ruedas y cambio manual.

La guía de concepts de Top Gear: el Lamborghini Concept S

El Audi Avus quattro hizo su debut y presentación en el Salón de Tokio en 1991 y, si a tenor de las imágenes de arriba piensas que es moderno y futurista, imagina por un momento el impacto que debió causar a todos hace 25 años.

El Avus quattro tenía todas las papeletas para convertirse en un deportivo de culto: diseño rompedor, puertas de tijera y un acabado de carrocería de aluminio pulimentado y abrillantado, como homenaje a las clásicas flechas de plata de Auto Union en los años 30.

Otro elemento de este prototipo olvidado que anticipó lo que más tarde llegaría al buque insignia de la compañía alemana fue el propulsor de gasolina W12 (que hoy en día ha evolucionado hasta el 6.0 W12 TSI). Eso sí, hay que puntualizar que el vehículo conceptual mostrado en Tokio no llevaba un motor funcional ni real, sino una réplica del W12 realizada con madera pintada. Sí, de madera has oído bien. No llegaban a tiempo para tener un motor ‘de verdad’ y no se les ocurrió otra solución.

En definitiva, el Audi Avus quattro se convirtió en un auténtico escaparate rodante, con el que la marca quería mostrar las posibilidades de esta configuración de cilindros. En teoría, este prototipo debería haber montado un 6.0 W12 con 509 CV de potencia, lo que unido a sus sistema de tracción quattro, le habría permitido pasar de 0 a 100 km/h en unos tres segundos y llegar hasta los 340 km/h.

Lecturas recomendadas