Pasar al contenido principal

¿Hay que calentar el coche ante días de frío? ¿O no hace falta?

No todo el mundo opina lo mismo.
Los colores de la nieve

Siempre se ha dicho que es recomendable calentar el coche durante unos minutos en días de mucho frío, para que todos los fluidos del motor alcancen un régimen óptimo de funcionamiento y alargar de esta manera la vida útil del vehículo. Sin embargo, cuando ya todo el mundo aceptaba esta teoría, ciertos técnicos, entre los que se encuentra Shanna Simmons de la Agencia de Protección Ambiental de los EEUU, afirma que no es necesario.

Te interesa: 120 euros de multa por calentar el coche antes de arrancar

Principalmente por un problema de contaminación. Eso es obvio: arrancar el coche y dejarlo 10 minutos al ralentí (o más) hasta que el aceite del motor está a 90 grados es cualquier cosa menos eficiente. El motor consume gasolina innecesariamente y según este técnico, que el aceite del motor se caliente lo suficiente como para funcionar de una manera optima requiere segundos, no minutos.

 

Lluvia, viento, nieve, los mejores consejos para conducir

 

"Aunque el aceite del motor necesita más tiempo para ser bombeado correctamente en el motor cuando hace frío, estamos hablando de segundos, no de minutos. Además, el motor se calentará mejor mientras circulamos que no al ralentí, sin mencionar toda la contaminación que general el propulsor mientras el vehículo está parado."

De esta manera, lo que recomiendan es calentar el motor pero en movimiento, a velocidades inferiores a 70 kilómetros por hora y sin revolucionar demasiado el motor. De esta manera, la recomendación es no estar al ralentí durante más de 30 segundos y ser cuidadoso con el pedal derecho a la hora de recorrer los primeros kilómetros con el motor frío.

En EEUU, la práctica de calentar el motor del coche al ralentí está muy extendida, tanto es así que muchas ciudades han limitado por ley su uso. Por ejemplo, en Minneapolis, una de las ciudades más frías de EEUU, han limitado el periodo para calentar el vehículo a 3 minutos. Lo mismo ocurre con otras ciudades como Chicago, Nueva York o Boston.

Calentar el motor del coche en días de frío es fundamental, pero hay que hacerlo con cabeza y sentido común. Lo más recomendable, os lo recuerdo una vez más a modo de conclusión, es mantener el vehículo encendido unos pocos segundos, no más de 30, para que todos los fluidos lleguen al motor de manera óptima y más tarde rodar a una velocidad máxima de 70 km/h durante entre 5 y 10 minutos, o hasta que la temperatura del aceite del motor empiece a subir. ¡Esto sí puede hacer que la vida de nuestro motor se alargue sin que el planeta sufra por nuestras conductas poco eficientes!

Más:

Práctico

Y además