Pasar al contenido principal

Los deportivos JDM usados serán más caros en Gran Turismo 7

Coches de segunda mano en Gran Turismo 7

Realismo, con todas las consecuencias...

El próximo 4 de marzo llegará a nuestras consolas el nuevo Gran Turismo 7, la nueva entrega de una de las sagas de videojuegos de coches más icónicas. En este caso, regresarán muchos elementos clave de títulos anteriores y se incrementará el realismo dentro y fuera de la pista, tal y como se puede ver por el elevado precio que tendrán los coches JDM de segunda mano.

Así es, el primer Gran Turismo que llegará a la PlayStation 5 -pero que también se ofrecerá en la 4- volverá a traernos el querido concesionario de segunda mano, entre otros detalles como el taller GT Auto para poner a punto y modificar nuestro coche. Ahora, no solo podremos comprar coches nuevos del concesionario, pero los precios que tendrán serán muy realistas…

Te interesa: Los 6 videojuegos de conducción más esperados

Esto tiene un efecto claro, especialmente en los deportivos japoneses de los años 90. En la vida real, muchos de estos coches han llegado a alcanzar cifras astronómicas de dinero que incluso superan con creces el valor por el que se ofrecían cuando eran nuevos. Por ello, en el Gran Turismo 7 también será así.

Este ha sido uno de los puntos del State of Play que se ha celebrado este miércoles en torno a este nuevo título de conducción, donde se han detallado algunas de sus características. Según se ha mencionado sobre este mercado de segunda mano, aquí “los jugadores pueden comprar coches a precios más asequibles”.

VIDEO

GRAN TURISMO 7 - State of Play 4K con subtítulos en ESPAÑOL | PlayStation España

Eso sí, esto no siempre será así, por lo que “algunos coches usados muy populares pueden ser vendidos incluso a un precio mayor que el que tenían cuando eran nuevos”. ¿Alguna vez has visto un Nissan Skyline GT-R a la venta por más de 100.000 euros -o dólares-? Ahora también costarán más de 100.000 créditos del juego…

Y este no es el único ejemplo que se ha podido ver. Un Subaru Impreza STi 22B te puede costar 88.300 créditos, un Toyota Supra, pero el RZ (A80), se podrá encontrar por unos 85.700 y un Mazda RX-7 GT-X (FC) se ofrecerá por casi 30.000 créditos.

No cabe duda de que esto ayudará a que la progresión en el juego sea más paulatina, ya que una tónica habitual en los juegos de conducción es que, tras media hora de juego, ya tengas un superdeportivo en tu poder. Por ello, el jugador deberá empezar con un coche económico como el Mazda Demio o el Toyota Aqua y deberá ir mejorando poco a poco.

De esta forma, puede que la experiencia de juego sea más agradable y realista. Aun así, no deja de ser un toque curioso y da que pensar sobre cómo ha evolucionado el mercado de los coches de segunda mano, especialmente en torno a ciertos modelos. Qué le vamos a hacer, ahora también sufriremos por no poder comprar el coche de nuestros sueños en la PlayStation…

Y además

Buscador de coches