Pasar al contenido principal

7 marcas legendarias que pasan del diésel para siempre

frontal lujo altas prestaciones diesel electrico
El diésel está muerto para estas 7 marcas históricas.

Los coches diésel siguen teniendo su atractivo: son vehículos que consiguen buenas prestaciones, consumos muy bajos y que además, con las tecnologías actuales, pueden llegar a ser motores muy limpios y respetuosos con el medio ambiente. Sin embargo, estas 7 marcas legendarias han dicho adiós al diésel para siempre: su apuesta de futuro es la electricidad y no quieren mirar atrás ni siquiera para coger carrerilla.

¿Es una buena decisión renunciar a los motores diésel? Solo el tiempo le dará o les quitará la razón.

Alfa Romeo

Alfa Romeo Tonale

Alfa Romeo es una marca que se caracteriza por la deportividad y la pasión por conducir. Son coches apasionantes y emocionantes, que nunca han llegado a casar bien con mecánicas diésel, pese a que han sido protagonista en sus gamas en los últimos años. Que Alfa Romeo anuncie que en 2022 dejará de tener motores diésel en sus gamas, en pro de la electricidad, me parece lógico, coherente y una buena noticia.

Renault

Renault Morphoz concept
El Morphoz en su configuración XXL.

Renault también ha dicho que irá eliminando paulatinamente los motores diésel de su gama europea. En este caso es una decisión algo más polémica, ya que la firma francesa ha gastado miles de millones en investigación en este tipo de propulsores y pueden tener todavía cierto protagonismo en algunos de sus vehículos, como los SUV, los monovolumen o las furgonetas. ¡Veremos si cumplen con su palabra!

Toyota

Toyota C-HR
Toyota C-HR

La que es evidente que hace mucho que dijo adiós al diésel es Toyota. En general, las marcas japoneses llevan ya muchos años sin desarrollar esta tecnología y centrándose en la electricidad e incluso en el hidrógeno. En Japón el diésel está prohibido y el mercado europeo, después del diéselgate, cada vez lo demanda menos, por lo que no tiene sentido apostar por él.

Jaguar

Jaguar I-Pace

Jaguar es una marca que renunciará al diésel en los próximos años: el desarrollo de nuevos motores se centra únicamente en versiones híbridas y 100% eléctricas, como el futuro Jaguar XJ. Es una decisión que también creo que es bastante coherente: grandes berlinas de lujo donde el refinamiento lo es todo, los diésel no entran en la ecuación y sí los coches eléctricos, que además de no contaminar, son mucho más refinados al no generar ni ruidos ni vibraciones.

Land Rover

Mucho más complicado para cumplir con este objetivo lo tendrá el otro brazo del grupo: Land Rover. El objetivo es el mismo que el de su marca hermana pero en este caso los motores diésel sí tienen una función importantísima: los grandes y pesados todoterreno necesitan el extra de par que proporciona un gran motor diésel, consiguiendo rebajar consumos y emisiones de CO2. Prácticamente toda la gama cuenta ya con versiones híbridas, pero todavía tendrán que remar mucho para eliminar del todo el diésel en su gama.

Fiat

Nuevo Fiat 500

Fiat ha anunciado que dejará de vender motores diésel en el año 2022, centrándose en eficientes y pequeños motores de gasolina y también, por supuesto, en coches eléctricos. El Fiat 500 2020 es el mejor ejemplo de ello, disponible por el momento únicamente con motores eléctricos y donde es muy poco probable que veamos una opción diésel. Siendo en su mayoría coches pequeños, me parece que también tiene todo el sentido del mundo.

Volvo

coches suv hibridos enchufables premium

A día de hoy Volvo todavía ofrece versiones diésel en la mayoría de modelos, pero todas las opciones nuevas que saca al mercado, son ya con motores de gasolina o, en su mayoría, electrificados. La gama Recharge de Volvo incluirá versiones 100% eléctricas, como en el caso del Volvo XC40, o diferentes versiones híbridas enchufables, donde la eficiencia y el ahorro de combustible se conseguirán a base de voltios, no de motores diésel más contaminantes.


 

Y además