Pasar al contenido principal

Czinger 21C: el coche fabricado por impresora 3D se ha hecho mayor durante el confinamiento...

Los ingenieros han invertido bien su tiempo, parece... 

Imagen de perfil de Rebeca Álvarez
Czinger 21C

No te voy a mentir: del Czinger 21C ya habíamos hablado antes y aunque ya ha pasado algo de tiempo desde su debut, que tuvo lugar el pasado mes de febrero (¡qué lejos queda eso!) seguimos impresionados. 

No te pierdas: Karma ha creado una plataforma abierta apta para superdeportivos

Además, nuestros planes eran conocerlo en el difunto Salón de Ginebra 2020, pero las cosas se torcieron y seguimos sin sentirlo en primera persona… Por suerte, nuestros compañeros de Autoblog han hablado con Jens Sverdrup, el director comercial de la marca y conocemos algunos detalles muy suculentos. 

Por ejemplo, sabemos que ya hay algún que otro Czinger 21C en pleno funcionamiento y que han gastado una “cantidad significativa” en ellos. Y aunque sus pruebas se detuvieron la pasada primavera debido a la situación sanitaria, parece que tienen suficientes datos para confirmarnos que es una auténtica bestia. 

Además, el desarrollo no se ha detenido y durante el confinamiento, los ingenieros han hecho algunos ajustes pequeños pero importantes, como por ejemplo, mejorar la carga aerodinámica y recortar peso. ¿Cómo le afectarán? 

 

Czinger 21C

 

Bueno, en su momento, sabíamos que este deportivo sería uno de los coches híbridos más exóticos e importantes, que tendría 1.250 CV y que podría acelerar de 0 a 100 km/h en tan solo 1,9 segundos. ¿Habrán sido capaces de mejorar estas cifras? 

 

El Czinger 21C es un producto arriesgado, ¿y ganador?

Desde luego, parecen muy seguros de lo que hacen. Como el propio Sverdrup asegura, no están recogiendo depósitos para financiar su I+D, como hacen otras marcas rivales, sino que han “invertido el dinero por adelantado”. ¡Ojo!, que esto es algo muy serio y arriesgado… 

Y aunque no niegan que hay todavía muchos escépticos sobre el Czinger 21C, también aseguran que hay muchas respuestas positivas. Ahora tienen que cumplir con las expectativas, claro… Algunos periodistas tenían que haberlo probado ya durante el ‘Goodwood Festival of Speed’ de este año… que, ¡sorpresa!, también fue cancelado.

Así que de momento, no tenemos referencias sobre cómo se comporta o cómo de fiable es este coche nacido de una impresora 3D, lo que además abarata costes de producción. De momento, solo harán 80 unidades, a un precio de 1,7 millones de dólares cada una (es decir, aproximadamente 1,5 millones de euros). Ya puedes estar bien convencido… 

Buscador de coches

Y además