El Caterham de Lego que necesitabas

¿No dicen que todos los Caterham los puedes montar tú?

En teoria, los Caterham Seven son tan sencillos que puedes ensambar uno en tu jardín (y si no tienes, te lo puedes buscar). Pero hay uno que la marca no te va a dejar: el rabioso 620R.

Aunque bueno, resulta que Lego tiene otra idea. Y es que acaba de anunciar que el Caterham Seven 620R lo puedes hacer tú mismo. En cualquier parte. Lo único que te va a quedar algo más pequeño, anguloso y... bueno, “plasticoso”.

El Caterham Seven de Lego está formado por 770 piezas, lo que lo hace mucho más accesible que el Porsche 911 GT3 RS que consta de 2.704. Aun así, cuando pierdas la pieza crucial para terminarlo, seguro que te quieres cortar las venas igualmente.

Además, tiene buena pinta. Si eres un friki de los Lego, habrás visto modelos que te pueden dejar con cara de “esto-qué-es”, sobre todo los que tienden a ser redondos, como el VW Escarabajo de Lego, que mezcla un sí, pero no. Pero en el caso del Caterhan de Lego, como ya de por sí es tirando a anguloso, la estampa queda bastante lograda. 

Los detalles tampoco están nada mal. Hay una réplica del motor y hasta de la palanca del cambio. El capó se puede quitar y el volante acciona la dirección de verdad (ideal para cuando te vayas de casa y los muñecos se queden solos -tengo que dejar de ver Toy Story-). Además, puedes abrir el maletero para meter... bueno por si quieres esconder una moneda de un céntimo.

Cuando lo montas, el Caterham Seven de Lego mide 28 cm de largo y 10 de alto, un tamaño ideal, por lo que podrás ponerlo encima de la mesa del salón como adorno sin necesidad de negociar demasiado. Quizá si ya tienes estos 9 coches de Lego, te va a costar algo más...

La ideal del Caterham de Lego partió un loco de la marca (inglés, claro) de nombre Carl Greatrix. Todo empezó cuando presentó la idea con bloques que iba encontrando por casa. Luego lo subió a la web de ideas de Lego, donde 10.000 personas votaron a favor de ese modelo. Después, fue a las altas esferas de la empresa, donde también recibió la luz verde, aunque no es de extrañar, porque son bastante locos de los coches en general... Y a las pruebas me remito: mira el vídeo de abajo.

Si te apetece hacerte con el Caterham de Lego, puedes optar por pagar los 80 euros que cuesta este ¿juguete?. Aunque igual tienes espacio en casa y puedes meter el coche original. Bueno, en ese caso, tampoco te olvides de enseñarle a su hermano pequeñito para que se ponga contento...

Lecturas recomendadas