Bentley Bentayga Fly Fishing: si te gustan la pesca y los coches pijos, vas a flipar

Si eres aficionado a la pesca desportiva y tienes una cuenta corriente generosa, el Bentley Bentayga Fly Fishing de Mulliner es tu coche.

Si te gusta la pesca con mosca pero no sueles tener mucha suerte con las capturas hay otra forma de convertirte en el más envidiado del río: apareciendo en la quedada de pescadores con este Bentley Bentayga Fly Fishing de Mulliner.

El que podemos bautizar como el SUV más pescador del mercado ha sido desarrollado artesanalmente por la división de personalización de carrocerías del fabricante británico. Además de los lujosos acabados made in Bentley, el Bentayga Fly Fishing cuenta en su interior con un lujoso kit de madera y piel para la pesca con mosca que ha sido elaborado por Mulliner.

Este pecualiar equipamiento del Bentley incluye cuatro cañas guardadas dentro de unos tubos especiales -forrados con piel Saddle y cosidos con punto de cruz en Linen- que están almacenados debajo de la bandeja trasera; dos salabres en bolsas de piel a juego, que se guardan en un estuche duro con un forro similar al de la moqueta y que está integrado en el lateral del maletero; y tres unidades individuales forradas en piel Saddle (un compartimento principal para los aparejos, otro para los refrigerios y un baúl de almacenaje impermeable para botas altas de pescar).

El compartimento principal de aparejos y el de los refrigerios del Bentayga Fly Fishing de Mulliner se encuentran en una bandeja deslizable que permite un fácil acceso. Dentro de la unidad principal de aparejos se encuentra un cajón especial enchapado de Burr Walnut, donde se hallan herramientas y una morsa para atado de mosca, así como una selección de algodón, anzuelos y plumas. Debajo hay cuatro estuches de carretes elaborados con aluminio sólido mecanizado y forrados de piel Saddle con punto de cruz en Linen. El interior del compartimento de refrigerios está forrado de piel en Linen y contiene hasta tres termos metálicos y un kit de vajilla de porcelana de Mulliner, así como un espacio reservado especialmente para almacenar comida. Su parte superior cuenta con un acabado de piel acolchada. Este compartimento ofrece la ventaja adicional de que se puede extraer por completo para usarse como asiento. Asimismo, se pueden guardar fácilmente las botas altas de pesca y otras botas normales en un baúl de elaboración artesanal hecho de madera, envuelto en piel Saddle, forrado de neopreno resistente e impermeable en su interior. En los días en los que la pesca no sea la prioridad de este Bentayga, las tres unidades se pueden extraer del maletero para tener más espacio para las maletas.

Por otro lado, la parte trasera de este Bentayga creado para la pesca incluye un suelo impermeable en el maletero y cubiertas para proteger el umbral trasero, elementos que han sido integrados con discreción, al igual que el equipo deshumidificador electrónico con el que se consigue mantener el ambiente fresco y seco. Y, por primera vez, un Bentayga incluye las luces de bienvenida de Mulliner: están integradas debajo de las puertas, desde donde proyectan los logotipos de Bentley y de Mulliner sobre el suelo cada vez que se abren las puertas. Asimismo, existe la opción de personalizar el pedido para que estas luces emitan cualquier logotipo o gráfico personalizado.

Seguro que, después de ver este coche, a más de uno le van a entrar ganas de aficionarse a la pesca con mosca. Por cierto, uno de los mayores hobbies de mi hermano. Una pena que le falten unos cuantos eurillos para poder comprárselo... (la marca no ha desvelado su precio final, pero bajo no es).

Lecturas recomendadas