Pasar al contenido principal

Vídeo: Chris Harris conduce el Aston Martin DB11

Avertencia: contiene mucha lluvia. Y derrapes.

Imagen de perfil de Redacción Top Gear

Vamos con una nueva entrega de los vídeos de Top Gear; en esta ocasión, el genial Chris Harris se coloca al volante… del Aston Martin DB11, nada menos. Puedes verlo pinchando aquí, pero antes echa una buena ojeada a la galería que te hemos preparado sobre estas líneas (para que tengas una idea de lo que vas a encontrarte) y deja que te contemos un par de cosas…

Para empezar, Harris sólo necesita 20 segundos conduciendo este coche para dictaminar que no es un deportivo, sino un GT. Con los amortiguadores en su posición Normal, es más cómodo que cualquiera de sus rivales; no parece que sea turbo gracias a su suavidad, el par es enorme, puedes dejar la caja de cambios en ‘D’ y que ella elija por ti, los frenos no son cerámicos (aunque, teniendo en cuenta lo que cuesta este coche, deberían serlo)… y, sobre todo, tengamos en cuenta que una infame lluvia condiciona buena parte de la prueba en carretera.

Imagina cómo afecta el agua al test realizado en el circuito. La buena noticia es que el Aston Martin DB11 se desliza sobre la pista con la elegancia de un patinador. Derrapar es siempre tan agradecido…

Lecturas recomendadas

Lo último en Top Gear