Nos paseamos en carretera abierta con el Hyundai i20 WRC

De algún modo hemos conseguido probar el Hyundai i20 WRC 2015 de Dani Sordo...

En este vídeo de Top Gear puedes ver la prueba del Hyundai i20 WRC que la marca nos dejó justo después del Rally de Gales de 2015. No es que fuera el típico coche de reserva. No; se trataba del mismo que Dani Sordo llevó hasta la cuarta posición de la general.

Nuestro compañero Olli Marriage fue el encargado de este asunto. Sin duda una experiencia única, que también le valió un par de anécdotas con la autoridad, que no aqcaba de entender que estuviera haciendo tantas pasadas con ese coche y por la noche.

Esto es lo que nos contaba Ollie acerca del tema:

“Un par de botas bien pulidas se acercan hacia mí. Estoy probando el Hyundai i20 WRC que acabó cuarto ayer mismo en el rally de Gales.

Deslizo la ventanilla. El hueco que queda es más o menos del tamaño de la cara que, con gesto severo se agacha hacia la ventanilla de policarbonato”.

  • - ¿Puedo preguntar qué hace, señor?, dice 'esa' boca

“Por un momento me planteo decirle que estoy practicando mis notas para el rally nocturno de Londres. Sobre todo, una prueba de asfalto, pero con una complicada sección de tierra en Hyde Park (con peligro de encontrame cisnes y patos) y un charco inesperadamente profundo”.

  • - Estamos haciendo unas fotos con este i20 WRC, murmullo con un hilo de voz

  • - Es la quinta vez que pasa por aquí

“Me gustaría puntualizar que es porque por fin he conseguido cogerle el truco a la transición entre el giro izquierda-derecha entre Picadilly Street y Picadilly Circus, pero que si de verdad quiere alucinar debería acercarse a Waterloo Place, donde incluso aprovechar algo de acera. Bien pensado, podría aprovechar cualquier acera de cualquier lugar”.

  • - Caballero, como no recoja ya mismo, le vamos a empapelar con una multa por romper la normativa antiruido. ¿Está claro?.

“Y es que un coche de rally como este Hyundai i20 puede hacer muchas cosas (circular legalmente por carretera, por ejemplo), pero guardar silencio no es una de ellas. Cuatro violentos cilindros rugen bajo el capó, mientras que el sonido del turbo y el escape, con auténticas habilidades para sofocar llamaradas, no ayudan demasiado...”.

¡Venga, dale al play!

Lecturas recomendadas