Pasar al contenido principal

En 2050, fin de los combustibles. Lo ha dicho Bruselas

La cuenta atrás ya ha comenzado... ¿Qué nos esperará al llegar a cero?

Imagen de perfil de Rebeca Álvarez
Ventajas de tener un coche diésel

En 2050 llega el fin de los combustibles y no queremos ponernos dramáticos pero lo ha dicho Bruselas. Y ya sabes lo que dice el refrán: "donde hay patrón, no manda gasolinero...". 

No te pierdas: ¿Radares de emisiones? Esto es lo que se gastará Madrid en ellos

La Comisión Europea propone que las emisiones de gases de efecto invernadero hayan desaparecido en poco menos de 30 años y para ello, parece que los coches de combustión tienen que firmar su sentencia de muerte. 

Con el fin de los combustibles en 2050, para lo que se presentará una estrategia de largo recorrido, se pretende alcanzar el objetivo de cero emisiones. 

Esto se debe a que con las actuales medidas en la Unión Europea, solo se lograría reducir un 60% hasta mediados de siglo, lo que no es suficiente para contribuir a cumplir el Acuerdo de París, señalan desde El País

 

 

Un acuerdo que tiene en consideración que el calentamiento global ya es irreversible y que, por tanto, lo que hay que hacer es minimizar sus consecuencias, de manera que para finales de siglo el incremento máximo no sea de más de 1,5 a 2 grados. 

En el documento presentado por la Comisión para lograr esto, se habla de los beneficios, que no solo son medioambientales sino también económicos.

 

Fin de los combustibles en 2050: ¿dónde veremos resultados?

Según Bruselas, el PIB se incrementará en un 2% adicional con las políticas de descarbonización que conducirán al objetivo de emisiones cero y también habrá beneficios económicos debido a la erradicación de los daños que pueden causar el cambio climático. 

Te interesa: La caída en las ventas de los coches diésel dispara las emisiones medias de CO2

Y es que también informan de que el plan de Bruselas tendrá un impacto positivo en el ámbito sanitario, pues "reducirá las muertes prematuras por contaminación del aire en más de un 40% y los costes sanitarios se rebajarán en 200.000 millones de euros anuales”, explica Arias Cañete, Comisario europeo de Acción por el Clima y Energía.

Ahora bien, respecto a cómo se va a gestionar todo el cambio en el sector del transporte, no hay demasiada información todavía. Sin embargo, sí habla de la posibilidad de que haya "combustibles alternativos” como fuente de energía, como es el caso de los biocarburantes. 

 

Lecturas recomendadas