Seis datos del Honda Integra Type R que (casi) nadie sabía

Es tiempo de recordar al héroe de tracción delantera de Honda

Honda Integra Type R

En términos generales, podemos decir que el Honda Integra Type R ha pasado a la historia como un icono de los noventa, de la misma manera que lo hizo el pelo de Jennifer Aniston, por ejemplo, y en buena parte esto fue gracias al excelente motor que Honda eligió para él. 

Montaba un 1.8 litros VTEC con 190 CV a ¡8.700 rpm!, venía asociado a un cambio de cinco velocidades y tenía una dinámica impecable. Cuando nuestros compañeros de Top Gear UK lo condujeron por primera vez, dijeron que estar convencidos de que esto coche había sido construido para ser “brutalmente azotado”. 

Sin embargo, estos datos -aunque son increíbles- no fueron los únicos que le hicieron especial. Sigue leyendo para descubrir más secretos del Honda Integra DC2 Type R.

El Integra Type R marcó el estándar para todos los Honda rápidos

Datos Honda Integra Type R

Este fue el primer Integra Type R en llegar a las costas europeas. Y también el último. Pero su vela se apagó mucho antes de que su leyenda lo hiciera, porque este fue el coche con insignia Type R que estableció el estándar para todos los Honda deportivos que han llegado hasta hoy. Es difícil de imaginar ahora, pero a pesar de los muchos años de experiencia de Honda como proveedor de motores en la F1, impulsando a Piquet, Senna y Mansell a cinco títulos, nunca fue calificada como una marca de rendimiento. El Type R cambió todo eso, inyectando pasión en el corazón de la ingeniería del fabricante de automóviles japonés.

A los japoneses no les gustan los faros cuádruples

Datos Honda Integra Type R

Cuando el Integra salió al mercado en Japón en 1993, los conductores japoneses no apreciaron esos faros, por lo que Honda tuvo que darle un lavado de cara apresurado para el mercado interno en 1995, cuando la versión Type R salió a la venta por primera vez. Afortunadamente Honda decidió conservar la versión de cuatro faros para otros mercados…

Paleta de colores limitada

Datos Honda Integra Type R

Podías escogerlo en cualquier color que te guste, siempre que fuera negro, rojo o blanco. El último -llamado White Championship- era el más tentador y estaba destinado a celebrar la primera victoria de la compañía en el GP de F1 en México en 1965, con el piloto estadounidense Richie Ginther al volante.

Cocinado a fuego lento

Datos Honda Integra Type R

Era cuidadosamente ensamblado: Honda se limitaba a construir 25 por día porque algunos detalles como los puertos de admisión eran pulidos a mano. Esta unidad que ves en las imágenes pertenece a la flota de herencia de Honda: puede que la pintura se esté pelando después de 20 años, pero el VTEC todavía sabe cómo dar lo mejor de sí mismo. 

La aerodinámica del Integra Type R

Datos Honda Integra Type R

Al contrario que los coches compactos modernos, que parece que tienen la necesidad de gritar al mundo su estatus, el Integra Type R siempre fue bastante discreto. Por fuera, llevaba un kit de carrocería personalizado; dentro de la versión estándar encontrábamos una buena cantidad de plástico, unos elegantes asientos tipo baquet, una palanca de cambios corta y una insignia de Honda en color rojo. Pero no tenías que dejarte engañar por su aspecto simple… El alerón trasero no era solo para decorar: reducía la elevación en la trasera en un 30% y el labio delantero, que asomaba por debajo del parachoques frontal, ayudaba a mejorar la estabilidad del Integra Type R con la velocidad. Había además soldaduras adicionales en el chasis para aumentar la rigidez, entre otros ajustes. 

La ligereza era su aliada

Datos Honda Integra Type R

Pesar 1.140 kg de peso es un sueño para muchos coches deportivos hoy en día; los ingenieros de Honda redujeron 39,97 kg en el Integra GS-R, que ya de por si era ligero, a pesar de toda la soldadura adicional y el refuerzo interno; esto le ayudaba a acelerar de 0 a 100 km/h en 6,5 segundos y alcanzar una velocidad máxima de 230 km/h. El parabrisas era un 10% más delgado, las llantas de 15 pulgadas, más livianas y se prescindió del techo solar, el control de crucero y el limpiaparabrisas trasero para ahorrar peso. 

Y además