Pasar al contenido principal

Esta es la brutal caja de cambios de siete embragues del Koenigsegg Jesko

Imagen de perfil de Luis Guisado
Siete embragues, nueve marchas, 90 kilos

La caja de cambios del Koenigsegg Jesko es probablemente lo más llamativo de este modelo. Y decir eso del primer modelo que, oficialmente (al menos teóricamente) es capaz de batir la barrera de las 300 kph (que son 483 km/h), es mucho decir.

Echa un vistazo a todos los coches nuevos de 2019

El nuevo Koenigsegg Jesko además tiene la curiosidad de que al funcionar con gasolina de 95 octanos desarrolla 1.285 CV, mientras que si utilizas gasolina E85, la potencia sube a 1.600. Un inciso: gasolina E85 es la que utilizan los modelos Flexifuel de Ford, por ejemplo, por lo que, aunque complicado de encontrar a estas alturas, lo cierto es que no es imposible.

Pero volvamos a la caja de cambios del Jesko. Es la segunda que desarrolla Koenigsegg tras la de siete marchas del Regera, pero parece que se han vuelto locos y han roto todas las normas preestablecidas. Para empezar porque es un 50% más corta que esta, pero también más ligera, ya que con 90 kilos ya en funcionamiento (con líquidos y demás), pesa mucho menos que una normal. Y eso es bueno para bajar el centro de gravedad, mejorar el reparto de pesos y disminuir las inercias a la hora de cambiar de dirección.

Su nombre llama Light Speed Gearbox (LST), tiene con siete embragues, nueve marchas y una velocidad de cambio de 20 milisegundos. 20 milisegundos para subir de marcha y para bajar. Eso es entre cuatro y cinco veces más rápido que un pestañeo. ¿Cómo lo consigue? A diferencia de las cajas de doble convencionales (DCT) como pueden ser las DSG de Volkswagen, tiene todas las marchas preengranadas. En el caso de los DSG, los dos embragues van subiendo de marcha alternativamente: uno se encarga de las marchas pares y otro de las impares, por eso el tiempo de cambio es tan corto.

Sin embargo, el Jesko consigue darle una vuelta más al concepto. La caja LST tiene tres ejes, y en cada eje hay tres engranajes, que se pueden acoplar indistintamente para configurar las nueve velocidades. Es decir, como en una bici con marchas. Como los siete embragues están preengranados, la sensación de empuje sin ningún tipo de interrupción está garantizada.

Encima se abren y cierran a la vez, con lo que la caja de cambios del Koenigsegg Jesko te permite subir de marcha no de una en una, sino como sea necesario. ¿De séptima a segunda? 20 milisegundos. ¿De tercera a octava? 20 milisegundos. Y así... No hay ni habrá cambio manual tan eficaz.

Tiene dos modos de funcionamiento: manual normal y otro denominado UPOD. El primero funciona como un cambio automático normal: una leva sube una marcha y la otra baja. El segundo es el "bueno". UPOD significa Ultimate Power On Demand. Una especie de "Potencia máxima bajo demanda". Hay que presionar la leva o la palanca del cambio (que tiene recorridos muy cortos) un poco más fuerte de lo normal, como buscando el botón de kickdown que muchos coches automáticos tienen, y el cerebro del Koenigsegg Jesko elige la marca más adecuada para ofrecer la mayor fuerza de aceleración, ya sea primera, segunda o quinta. Para ello el sistema mide la velocidad del coche y del motor.

Por ahora la caja de cambios del Koenigsegg Jesko es la mayor locura que existe hoy por hoy en el panorama de coches nuevos. Al menos hasta que el año que viene se haga público el nuevo modelo que salga de la unión con NEVS, una compañía especializada en coches eléctricos que por cierto podría resucitar los Saab.

 

 

 

 

PUBLIRREPORTAJE

Audi Q8: Desafíos multiplicados por 8 >>

DesafíosAudiQ8_Mejoresimágenes

Desafíos Audi Q8: ¡Tenemos las mejores imágenes del rodaje de desafío Audi Q8!

PUBLI-REPORTAJE. Traemos las mejores imágenes del desafío Audi Q8, tres videos top creados por la BBC para Audi. Así se ha comportado el nuevo SUV de Audi.

Y además