Pasar al contenido principal

KIA Stinger: la berlina que debería triunfar en su segmento

Reclama SU lugar.

Imagen de perfil de Miguel Lorente
Kia Stinger

El objetivo del Kia Stinger es claro: hacer cambiar de asiento a los acomodados clientes de las germanas BMW, AudiMercedes y atraerlos a la de los coreanos. Algo así como Alfa Romeo con su Giulia Quadrifoglio Verde pero desde el exotismo asiático.

El ser humano es de inercias o de estanqueidades: o le gusta seguir haciendo algo que es incapaz de parar o bien no hace nada porque es mejor no tocar, que liarla.

Pues una conclusión parecida debieron sacar en Kia con los estudios psicosociológicos los asiáticos pero del revés: hay que levantar de la butaca a los clientes premium y traerles a las de nuestros coches.

Dicen que quien nunca arriesga, nunca gana.

 

 

Básicamente porque, ya solo por el precio del Kia Stinger, entra solo por los ojos y obliga a valorarlo como opción muy seria. Por menos de 38.000 euros tienes el de acceso, un 2.2 CRDI Style 200 CV. Pero no hay que fijarse solo en el precio... 

 

El valor del Kia Stinger 

El Kia Stinger, hay que reconocerlo, es pintón. Un frontal muy Kia pero cabreado. Transmite estar muy motivado ante la lucha, es lo suficientemente musculoso como para dar un buen golpe de efecto, no se amedrenta ante sus colegas de ring, viene preparado para plantar cara (aquí tienes nuestra prueba del Kia Stinger).

Hemos podido hacerle la prueba al KIA Stinger GT V6, oh. Pues entonces analicémoslo como lo merece, como el AMG o RS o M de Kia, porque así lo han buscado desde Corea, tanto que ficharon al que fuera jefe de desarrollo dinámico de BMW M, Albert Biermann.

¿Qué puede ofrecer un KIA Stinger V6 que no lo hagan ya los que desde Europa tienen el camino más que trillado? Pues nada nuevo, de hecho incluso se puede quedar un tanto por debajo en cuanto a sensación al volante. Es poderoso, y mucho y acelera una barbaridad, pero no es tan deportivo como sus rivales, sin ser torpe, no es tan ágil como los otros, no, ahí la experiencia es una baza.

Pero no hay que amedrentarse porque ¿quieres un Stinger para llevar a la familia de viaje o lo quieres para circuito? Si lo quieres para el primer caso, sigue leyendo. Si no, haces bien, deja de leer y vete a cualquier concesionario de los alemanes.

Retomemos, si lo que que quieres es una berlina capaz de hacer ese adelantamiento que te exige un plus de respuesta sin jugártela, que no te rompa los empastes cuando llegas al adoquinado casco viejo del pueblo de turno, que te sientas como en el GT que  es gracias al trabajo sobre ese habitáculo en el que se han esforzado dotándolo de exquisiteces no vistas antes en KIA… pues entonces mira su precio y compáralo con los de los demás elegidos.

Estamos hablando de poco más de 54.000 euros, échale un ojo a sus más parecidos equivalentes en cuanto potencia y concepto: el BMW Serie 4 440i xDrive, luego el Audi S5 3.0 TFSI Quattro Tiptronic y por último el Mercedes Clase C Berlina AMG43 4Matic, por cierto, todos ellos por debajo de los 370 CV. Qué, cómo te quedas.

El Stinger debería ser una berlina prioritaria a la hora de valorar para quienes estén buscando algo más allá de un Renault Talisman o un Ford Mondeo (aunque el Stinger 2.2 CRDI y 200 CV podría pegarse con las versiones top de estos también).

Ahora bien, nos encontramos con el inmovilismo o inercia que decía antes, esa obsesión por ¿ser fiel? a una marca debería, cuanto menos, dejar de ser lo primero que nos motive a elegir qué coche quiero.

Siempre lo digo: antes de pensar qué coche quieres, piensa para qué lo quieres y cuánto te vas a gastar.

Si eres un petrolhead que lleva años detrás de comprase aquel modelo que en su juventud ansiaba y no pudo alcanzar y tiene un sueño por cumplir: ve a por él (a por ese modelo, no hablo del KIA).

Por lo tanto, si eres una persona que necesita comprarse un coche nuevo por el motivo que sea, valora las necesidades que te llevan, las características que te rodean y valora la relación entre calidad y precio del KIA Stinger, sobre todo el GT, y luego me das las gracias.

 

 

Y si quieres saber más sobre el KIA Stinger y sus rivales, tienes que visitar nuestro catálogo de fichas

Lecturas recomendadas