Pasar al contenido principal

Vídeo: 3 atropellos en varios pit stops caóticos en el DTM

Afortunadamente, los heridos no están graves... para la que se podía haber liado.

Imagen de perfil de Javier Prieto
Tres atropellos en el DTM

El pasado finde, la lluvia y un pavimento deslizante han causado siete heridos, de ellos, tres atropellados en varios pit stops en una carrera del DTM. Los accidentes han sucedido durante la segunda manga del Campeonato Alemán de Turismos disputada en el Circuito de Hungaroring (Hungría).

Flipa con los coches del DTM 2017

Según ha informado el DTM, han resultado heridos siete miembros de los equipos y del autódromo. En concreto, cuatro mecánicos -dos de Mercedes y otra pareja de BMW-, dos bomberos húngaros que fueron traslados en ambulancia, y un comisario de pista, evacuado urgentemente en helicóptero a un centro hospitalario en Budapest, capital del país. Sufrió varias fracturas en las extremidades inferiores y su estado es el más grave de todos. Al margen de este último operario, el resto de afectados solo presentaba lesiones leves como contusiones.

 

 

Como te decíamos anteriormente, los tres atropellos en el DTM tuvieron su origen en un súbito chaparrón que sembró el caos y el aquaplaning. El asfalto se encharcó y los coches pasaron por boxes para cambiar los neumáticos. Ahí vino el lío porque al llegar al punto de detención, parecía una pista de hielo. Los vehículos se deslizaban en los garajes con los mecánicos preparados para reemplazar las gomas.  

El primer siniestro lo protagonizó el piloto autriaco Lucas Bauer. Su Mercedes C63 AMG DTM (número 22) no pudo frenar a la entrada de su box y embistió a dos comisarios que se encontraban allí.

Poco después el corredor Edoardo Mortara también se vio afectado por el aquaplaning. El suizo vio cómo se bloqueaban las ruedas de su Mercedes C63 AMG DTM (dorsal 48) y se llevaba por delante a sus mecánicos y golpeaba a un surtidor de gasolina.

El tercer atropello en el DTM vino de parte de Bruno Spengler y su BWM M4 DTM (número 7). El francés no pudo hacer nada al comprobar que sus gomas lisas no obedecían a la llegada al box.  Esperamos que tras los siete heridos, tres atropellos, en el DTM la organización del famoso certamen tome medidas para que jamás se repina hechos similares.

 

Lecturas recomendadas