Pasar al contenido principal

Prueba del Renault Arkana: un SUV coupé electrificado con tecnología de F1

Prueba nuevo Renault Arkana

A mí es que en la presentación de un coche nuevo me hablas del Renault 25 o del Renault 16 y ya me tienes medio conquistado. Y sí, Renault lo ha hecho con todo su rostro, oye, (que, por cierto, es nuevo con un rombo que empieza a estrenar) y se han quedado tan 'pichis'. Y justo antes de contarnos los detalles de su última criatura y de dejarnos probar el Renault Arkana, un SUV coupé electrificado con tecnología de F1 con el que la marca del rombo se apunta a esta tendencia... pero "aportando valor", nos dicen. Y democratizándolo para que deje de ser un subsegmento casi exclusivo de las marcas premium. 

versiones Renault Arkana

Ajá... Pero ¿cómo llevar a buen término semejante desafío? Porque hay que reconocer que en esto no inventan nada y ya hay otras marcas que están intentando jugar con esas formas... Así que me olvido del R-25, del R-16, del R-9 como el que tuve que acabo de ver por la carretera según venía de casa y trato de concentrarme en la breve e interesante rueda de prensa que hay previa a la primera toma de contacto del Renault Arkana. Y cuesta, porque si en algo se ha empeñado precisamente su nuevo CEO, el prestigioso gurú Luca de Meo, que ha puesto patas arriba toda la Alianza Renault-Nissan-Mitsubishi es, precisamente, en eso: tocar la fibra más sensible de la gente desde hace semanas. ¡Si hasta he soñado ya un par de veces que tenía en el garaje el futuro Renault 5 Concept

Importa que aporte

"Oooohmmm...". Vuelvo a poner cara de atender. Y de traducir esta nueva filosofía a términos de empresa: unas horas antes, Renault explicaba que todo este show -en el mejor de los sentidos- es parte de lo que ellos han llamado Renaulition, una nueva que comienza en la que van a buscar mucho "más la calidad que el volumen de ventas", con "valor añadido". Eso es lo que 'importa que aporte' el Arkana, del que esperan que se convierta pronto en "uno de los pilares de las ventas de la marca", nos confiesan, que quieren que sea precursora en muchas cosas. "El objetivo es poner a Renault donde debería volver a estar y dejar que Dacia siga su camino", continúan. 

 VÍDEO: Renault Arkana, así es el SUV Coupé del rombo

 

Pues nada, me rindo, ya no me sigo resistiendo a repasar los logros históricos de la firma francesa (con semejante arraigo en España desde 1950, donde empezó a fabricar coches incluso tres años antes que Seat) para entender mejor el punto de inflexión que va a suponer este modelo. Ahora bien, antes de abrir la puerta y conducirlo, que es a lo que he venido por encima de todas las cosas, la pregunta es obligada, porque me temo lo peor: ¿cuánto costará este SUV tan pintón? 

Precios ¿contenidos? 

Hablar justo de esto a estas alturas del post parece 'empezar la casa por el tejado', pero es que las aspiraciones premium de una marca generalista siempre son peligrosas si los precios se disparan demasiado. Y los experimentos aquí y en otras firmas han sido tradicionalmente bastante poco alentadores, ya que el cliente potencial solía tener una especie de tope psicológico a partir de cierta cantidad, porque si disponía de ese presupuesto, era habitual que saltara a los fabricantes de lujo.

Prueba nuevo Renault Arkana

Sin embargo, aquí la apuesta no es tan descabellada, en un entorno en el que, desde hace tiempo, para bien o para mal, las etiquetas y los convencionalismos están saltando por los aires: como verás en la prueba, el Renault Arkana es un SUV coupé electrificado con tecnología de F1 que resulta aún más espectacular que en las fotos y ofrece tecnología, electrificación, buen comportamiento mucho espacio interior para cinco plazas reales... y por un precio que suele ser un poco inferior a los 30.000 euros. Concretamente, los precios del mercado español (todos ellos con la promoción de lanzamiento aplicada de forma automática en el concesionario) arrancan en los 25.750 euros y se distribuyen así:

  • Renault Arkana microhíbrido 140 CV EDC7
    • Intens: 25.750 euros
    • Zen: 27.750 euros
    • R.S. Line: 30.250 euros (este es el que hemos conducido aquí).
  • Renault Arkana E-Tech Full Hybrid 145 CV 
    • Intens: 27.100 euros
    • Zen: 29.100 euros
    • R.S. Line: 31.600 euros

Microhíbridos e híbridos puros

Como has visto, los diésel no están planeados de momento para este modelo (ni los híbridos enchufables tipo PHEV), y el próximo bloque será el ETech 145 conocido del Renault Clio. Y más adelante vendrá otra versión mild-hybrid de 160 CV. Todo, debido a esta nueva plataforma CMF-B sobre la que se pueden instalar algunas de sus principales bondades: mucha tecnología que repercute para bien en dinamismo (tres modos de conducción), seguridad (muchos asistentes de seguridad activa y pasiva), gran habitabilidad... y eficiencia, gracias a sus mecánicas electrificados -de hibridación suave o pura-... y, cómo no, consumos y emisiones muy contenidos.

Nuestro Renault Arkana, que va equipado con el motor de acceso, el microhíbrido eTech 1.3 de 140 CV y 260 Nm de par. El bloque de combustión no funciona solo, sino que está apoyado por el nuevo sistema mild-hybrid de 12 voltios (batería de ión-litio bajo el asiento de copiloto), y el generador de arranque ayuda con la aceleración. Y a la derecha, una discreta pero cómoda y efectiva caja automática de 7 velocidades.

Prueba nuevo Renault Arkana

 

Prueba nuevo Renault Arkana

En el salpicadero, múltiples controles no llegan a ser farragosos, si bien, el botón mágico de los modos de conducción quizás debería destacar un poco más en el teclado físico que complementa la ya típica y completísima tablet central, de entre 7 y 9,3 pulgadas, según acabados y opciones. 

Prueba nuevo Renault Arkana

Como toda la gama, tiene etiqueta ECO, con lo que podría ir yo solo o acompañado de cuatro personas más, niños o adultos, a cualquier parte. El coche cumple muy bien a velocidades legales, acelera, frena, no balancea en exceso... Pero no te puedes olvidar que a pesar de sus formas deportivas 'de cintura' para arriba y de que se puede circular con él por autopista a alta velocidad sin problemas de ruidos, consumos o sobreesfuerzo mecánico de cualquier tipo, lo cierto es que es un SUV compacto. Y no puedes esperar prestaciones de infarto en estas situaciones de la mano de su eficiente y resolutivo motor de 140 CV.

Prueba nuevo Renault Arkana
Prueba nuevo Renault Arkana

Empuja, estira..., sólo que prima más el confort que la rapidez de reacciones, desde luego, y eso lo podemos comprobar en algún momento de adelantamiento cuesta arriba, con pisotón de acelerador e incluso con ayuda de levas (que trabajan muy bien, pero a veces es un poco confuso saber en qué marcha estás, ya que esta información se da en el cuadro de manera minúscula y luego la palanca no permite con una posición saber si sigues en secuencial o has vuelto a pasar a una D totalmente automática). 

Prueba nuevo Renault Arkana

Todos los modos se pueden personalizar en lo que atañe al comportamiento de la mecánica, la respuesta de la dirección y de la caja de cambios el color interior (puedes elegir entre 8 ambientes) y a lo que aparece en el cuadro del salpicadero, que es completamente digital y cuenta con un botón para que aparezcan también ahí, tras el volante, las funciones que vayas usando en el display central de la consola.

Prueba nuevo Renault Arkana

Después del modo My Sense, me recreo por parajes silenciosos en los que el cuerpo me pide pasar a Eco, no perturbar demasiado la paz exterior con la silenciosa mecánica, abusar pues un poco del start-stop en las paradas... e incluso activar los asistentes a la conducción que hacen que circular con este coche de viaje placentero o para ir a trabajar todos los días atravesando las zonas más concurridas -y restringidas- de una gran capital sea mucho más agradables. A ello también contribuye su avanzado sistema de audio Bose, con muchos altavoces y un subwoofer. 

Prueba nuevo Renault Arkana

Pero es el momento de divertirse modo Sport, curvas sucesivas, viradas, desniveles... 

Prueba nuevo Renault Arkana

150 patentes de F1

El Renault Arkana estará disponible en tres acabados, Intens, Zen y el más resultón y deportivo, el R.S. Line, que hemos probado y que da más pistas estéticas -al margen de las muchas posibilidades de personalización que hay como extras- de las "150 patentes que el coche hereda de la F1", según el fabricante, entre las que está, lógicamente, la hibridación mecánica.

Prueba nuevo Renault Arkana

Formas muy atractivas, capó nervado, firma lumínica marca de la casa en ópticas delanteras (faros full-LED) y traseras, tomas de aire, spoilers, llantas de aleación 'Silverstone' de 18"... y refuerzos de plástico para que los toques deportivos no te hagan olvidar el carácter de todocamino del Arkana... aunque todo derive en una zaga que es otra virguería del diseño y que "tiene una importancia mayor de lo que parece a la hora de reducir la resistencia aerodinámica hasta un CX total de 0,72, nos explican en la presentación internacional.   

Prueba nuevo Renault Arkana

Habitabilidad

"la filosofía era crear un coupé y elevarlo". Es por ello que cuenta con una altura al suelo de 20 cm que, según comprobamos más tarde, es bastante más efectiva de lo que parece, a pesar de que no esté previsto que el coche incorpore otras soluciones puramente 'offroad' como pueda ser una tracción 4x4 específica, diferencial con autoblocante, reductora...

Prueba nuevo Renault Arkana

Aunque, cómo no, esperan que este modelo tenga mucho éxito, por todas las tecnologías y soluciones que incorpora, desde su cuidada aerodinámica a sus 26,2 litros de huecos portaobjetos. 

El maletero, que sin tocar nada, ofrece ya 513 litros y puede ampliarse abatiendo asientos hasta los 1500. El híbrido puro tendrá 480 l en modo estándar.

Prueba nuevo Renault Arkana

Sigo hacia delante y, en contra de lo que acostumbro, me subo ahora a las butacas traseras, porque quiero comprobar por mí mismo si alguien de 1,90 m como yo de verdad podría viajar cómodo aquí. Veredicto: ¡este tiene que ser, por justicia, uno de los puntos fuertes de este coche! 

Prueba nuevo Renault Arkana

Son cinco plazas reales, con mucho espacio para las rodillas, los pies (30,5 cm) y la cabeza, hasta el techo. Si a eso le unes materiales de primera, aireadores traseros propios con dos entradas de USB y airbags laterales que se despliegan sobre cristales tintados y reposacabezas delanteros con un diseño especial para facilitar la visibilidad desde atrás... ¡no importan los kilómetros que queden!

Conclusión

Para una conducción realista en escapadas habituales de fin de semana -que también esto está en su ADN y sin ningún tipo de complejo-, definitivamente, resulta relativamente ágil, y no tanto por su potencia como por su contenido peso (como Renault no utiliza tracción total, son sólo 1,4 toneladas) y su buen equilibrio de chasis, una cualidad que compensa mucho lo anterior y que se apoya en cuatro efectivas ruedas con llanta 18" que suponen también un interesante punto medio entre la estética (que en estos todocaminos sigue contando mucho), la funcionalidad y la practicidad para el día a día y los entornos urbanos en los que tan bien se desenvuelve. 

Prueba nuevo Renault Arkana

Sólo queda saber si estás dispuesto a pagar su precio -o acogerte a las distintas e interesantes posibilidades de financiación que ofrece la firma- por una marca generalista... y este bonito y resultón vehículo y te cuadra por su uso, sus prestaciones y su más que razonable consumo. ¡Lo de la imagen lo damos por sentado! 

Ver otros acabados de Renault Arkana
  • Precio

    20.250

  • Tipo de Motor

    Híbrido

  • Cilindrada

    1.333 cc

  • Par motor

    260 Nm /1.750 rpm

  • Potencia Conjunta

    140 cv /6.000 rpm

  • Cambio

    Automático

  • Tracción

    Delantera

  • Capacidad maletero

    513 L / 1.269 L

  • Aceleración 0-100

    9,8 s

  • Velocidad máxima

    205 km/h

  • Consumo oficial

    5.7 l/100km

  • Garantía

    3 años/100.000 km

  • Tipo de combustible

    Gasolina

Buscador de coches

Y además