Pasar al contenido principal

Prueba del SsangYong Korando 2020: así es la cuarta generación.

Ojo, si te lo compras, no te equivocas.

Prueba: SsangYong Korando 2020
7 10

Nuestro veredicto

Sí, no me he vuelto loco. Estoy incluso recomendando la compra de un SsangYong. Atento a esta prueba del SsangYong Korando 2020 y verás por qué. Y antes de nada, para que no pienses que estoy pasando por un proceso de enajenación mental transitoria, deja que te diga que este nuevo Korando se ha puesto a punto en España, concreamente en las instalaciones de Idiada, con el objetivo de responder a los gustos y necesidades de los clientes europeos. Pero más adelante te cuento si esto es más una 'promesa electoral' que una realidad.

 

 

Antes deja que te cuente que el nuevo SsangYong Korando cambia mucho por fuera. Sí, esta cuarta generación apuesta por líneas decidamente SUV, como la tercera, pero ahora de la impresión de ser un coche más grande y ancho y no tan redondeado. De hecho, en efecto, es un coche más grande y gana centímetros en casi todas sus cotas. Crece 40 milímetros tanto a lo ancho como a lo largo y reduce la altura en 46 mm. Así que la impresión visual se ve refrendada por sus dimensiones.

Además, tiene una mirada más agresiva, marcada por sus nuevos grupos ópticos y su diseño con nervios marcados.

Los cambio estéticos están muy bien. ¿Pero el Korando 2020 también mejora sus mecánicas?

Alucina con el SsangYong Korando del Dakar

Motores del Korando 2020

La cuarta generación del Korando se ofrece con un propulsor diésel y un gasolina. Ambos pueden ir unidos a una transmisión manual de seis velocidades o una automática por convertidor de par, también de seis relaciones desarrollada por el especialista Aisin. En el caso del bloque diésel se deja atrás el anterior 2.2 litros de 115 CV y fruto del downsizing, apuesta por un 1.6 de 136 CV con 300 Nm de par (324 en el caso del automático). Esto, como es evidente, conlleva una destacable bajada en los consumos: declara una media de 5,8 l/100 km. Por su parte, el motor gasolina tiene una cilindrada de 1.497 cc y entrega 163 CV a 5.000 rpm, con 280 Nm de par entre 1.500 y 4.000 rpm. Su gasto medio es de 7,9 litros.

Durante esta primera toma de contacto con el nuevo Korando he tenido oportunidad de ponerme al volante de estos dos motores, siempre con el cambio automático. La verdad es que ni uno ni otro me han dejado sorprendido por su poderío, pese a que tienen par de sobra desde bajas vueltas. Incluso echo en falta algo más de 'chicha'. Lo que sí destaco es que ha mejorado mucho la insonorización del interior y apenas se escuchan ruido.

Si me pides consejo, seguramente te diría que el diésel es mejor opción y gasta menos. Eso sí, si en tu día a día te mueves mucho por ciudad y no haces muchos kilómetros, el gasolina puede encajar mejor en tus necesidades. Sin olvidar la diferencia de precio entre ambos, que puedes leer justo al final de esta prueba.

Respecto al cambio automático, te cuento que va mejor que antes, aunque no es el colmo de la rapidez, especialmente en las reducciones. Lo que sí me gusta es que se ha eliminado la pestañita del pomo para subir y bajar de marcha y ahora tiene un carril secuencial mucho más agradable de utilizar, además de levas en el volante.

Prueba dinámica del SsangYong Korando 2020

Al principio te decía que el SsangYong Korando ha sido puesto a punto en España y, desde luego, se nota el cambio. A mejor, claro. No te voy a decir que ahora tenga incluso pretensiones deportivas ni que sea de los más dinámicos de su segmento. Pero sí se nota que la nueva configuración de la suspensión ha logrado que sea más estable y que no balancee en exceso en zonas de curvas. Sin olvidar que es un coche elevado y con un peso superior al de un compacto normal (parte de 1.405 kilos). Además, la dirección es ahora más comunicativa y te informa mejor de lo que ocurre bajo las ruedas. También afirman que han mejorado los frenos, pero a falta de hacer una prueba en mayor profundidad no puedo asegurar que eso sea así.

Y ahora un dato friki para dejar a tu cuñado con la boca abierta: para su desarrollo en Idiada se han fijado en dos modelos concretos de la competencia, el Peugeot 3008 en lo referido a la filtración de los baches y el VW Tiguan, para tratar de asemejar el dinamismo al modelo alemán. Claramente apuntan muy alto, como tiene que ser si se quiere mejorar.

Se nota que han querido mejorar el aspecto dinámico, porque cuenta con tres modos de conducción:

  • Normal
  • Sport: tenso los músculos del Korando y hace que motor y cambio pidan guerra.
  • Winter: emprende la marcha en segunda velocidad para evitar pérdidas de tracción en terrenos resbaladizos.

Aunque la mayoría de las versiones que se vendían hasta ahora eran de tracción delantera y eso, con toda seguridad, seguirá siendo así, SsangYong no se olvida de su tradición 4x4 y seguirá ofreciendo una variante con tracción integral, la cual se activa en la misma ruleta que los modos de conducción (situada tras el cambio) y permite conectar el eje trasero mediante un embrague tipo Haldex y lorar así un reparto del par de hasta el 50% entre ambos ejes hasta una velocidad de 40 km/h.

Prueba: SsangYong Korando 2020

La habitabilidad del Korando 2020, a prueba

Anteriormente te decía que el nuevo Korando 2020 crecía en casi todas sus cotas, pero no he mencionada que gana 25 milímetros en la distancia entre ejes, lo que se traduce en un interior más amplio. He podido sentarme en la segunda fila y se nota. hay más espacio para las piernas y la altura para la cabeza también está bien.

Y esta mejor habitabilidad se ve acompañada por un maletero que ofrece 551 de capacidad, que pasan a 1.312 litros si se abaten los respaldos traseros.

Pero lo que más me gusta del SsangYong Korando es lo ucho que ha mejorado en el apartado tecnológico. No solo ofrece una pantalla de 8" para el sistema multimedia y conectividad Apple CarPlay y Android Auto, sino que monta un cuadro de mandos completamente digital. Es cierto que podría ser algo más configurable, pero teniendo en cuenta que modelos rivales todavía lo tienen analógico, hay que valorar muy positivamente el esfuerzo de SsangYong.

Prueba: SsangYong Korando 2020

Y también aplaudo la mejora de materiales y ajustes. desde luego ha ganado muchos puntos en este sentido.

El SsangYong Korando 2020 tiene un precio de partida de 17.750 euros, que es lo que cuesta el modelo de gasolina de acceso a la gama si le restas el descuento promocional y financias la compra. Por su parte, el diésel está disponible desde 22.500 euros. No está nada mal, especialmente teniendo en cuenta lo bien equipado que viene de serie. Y no hay que olvidar dos puntos importantes: todos los Korando vienen de serie con el sistema SASS, que incluye 8 asistentes de seguridad (no todos los modelos de la competencia pueden decir lo mismo)y ofrece 5 años de garantía.

Y además